sábado, abril 20, 2024

Sector Salud lleva a cabo primera Reunión Nacional de Salud Mental y Adicciones

ACAPULCO, GUERRERO.- La salud mental es prioridad en las políticas públicas de este gobierno; muestra de ello son avances como la capacitación de personal sanitario y la atención de este tema desde el primer nivel, es decir, en clínicas y centros de salud, resaltó el secretario del Consejo de Salubridad General (CSG), Marcos Cantero Cortés.

Al participar en la Reunión Nacional de Salud Mental y Adicciones, puntualizó que históricamente la atención de esta área no figuraba en la agenda pública, lo cual provocó insuficiencia de servicios para responder a las necesidades de la población.

En el encuentro que tuvo como lema: “Hacer de la salud mental una prioridad para el bienestar integral”, Cantero Cortés mencionó que no había personal suficientemente capacitado para el abordaje y la atención de trastornos mentales y la medicina de primer contacto no consideraba estas afecciones.

“Estamos conscientes de que el camino por recorrer es largo; vamos iniciando, la salud mental estaba olvidada, llevamos tan solo cinco años, aún falta mucho por hacer para alcanzar en nuestro país servicios de atención a la salud mental y adicciones dignos y suficientes.”

La atención a la salud mental no debe darse desde el escritorio o la oficina, sino en el territorio, “continuemos trabajando de manera coordinada, solidaria e intersectorial para lograr garantizar que todas las mexicanas y los mexicanos puedan acceder a servicios de calidad y calidez, donde la salud integral sea una realidad.”

Puntualizó que cada día el sector Salud trabaja de forma coordinada para fortalecer las acciones de mejora constante de la infraestructura de los servicios de atención psiquiátrica y adicciones, prevención y tratamiento; así como en la implementación de estrategias de mejora con la capacitación del personal médico, de enfermería y trabajo social como un equipo integral.

Añadió que los Centros de Atención Primaria en Adicciones se convirtieron en Centros Comunitarios de Salud Mental y Adicciones, los cuales brindan servicios gratuitos y tratamientos de acuerdo con el nivel de riesgo y severidad.

Recordó que, por instrucciones del titular de la Secretaría de Salud, Jorge Alcocer Varela, se impulsó la reforma a la Ley General de Salud, donde quedó establecido que la salud mental y la prevención de las adicciones tienen carácter prioritario, por lo que el Estado debe garantizar el acceso universal y equitativo.

El 29 de mayo de este año se creó por decreto la Comisión Nacional de Salud Mental y Adicciones (Conasama), con el objetivo de integrar un modelo comunitario enfocado en la atención primaria en salud y respeto a los derechos humanos, como una de las acciones de reestructuración en la materia.

En la ceremonia, el titular de la Conasama, Juan Manuel Quijada Gaytán, destacó que la Conasama se integra por más de tres mil 400 personas trabajadoras que brindan servicios de atención, promoción de la salud mental y prevención del consumo de sustancias psicoactivas. “Nuestro objetivo es que cuando alguien tenga un trastorno mental, tenga la oportunidad de ser tratado desde el primer nivel”.

Mencionó que, durante esta reunión, las y los profesionales de salud mental y adicciones intercambiarán experiencias sobre los servicios que ofrecen a las personas usuarias y sus familias, a quienes “brindan palabras de aliento o dan un apapacho, la mejor medicina para aliviar el alma”.

Reconoció en esta reunión la suma de esfuerzos de personas expertas en salud mental y adicciones de la Secretaría de Salud, el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (Issste), el Sistema Nacional para el Desarrollo Integral de la Familia (SNDIF), así como la sociedad civil, con la rectoría de la Conasama.

Al inaugurar este encuentro, la gobernadora de Guerrero, Evelyn Salgado Pineda, dijo que la buena salud mental dignifica a una sociedad que por mucho tiempo había estado olvidada.

Agregó que la atención a este tema en la entidad es prioritaria porque genera bienestar, desarrollo y contribuye a la construcción de la paz social y la felicidad del pueblo.

“Una buena salud mental en niñas niños y jóvenes significa también una sociedad más pacífica, unida, con mayor desarrollo que a largo plazo permitirá consolidar las condiciones de bienestar y justicia en los planteles educativos, centros de salud, espacios laborales, transporte público, desde todas las trincheras y en todos los momentos.”

Puntualizó que el cuidado de la salud mental de las y los guerrerenses es fundamental porque es un derecho humano, sin dejar a nadie afuera y nadie atrás.

El director general del Instituto Mexicano de la Juventud (Imjuve), Guillermo Rafael Santiago Rodríguez, consideró como una necesidad atender los problemas de salud mental de adolescentes y jóvenes, al ser los sectores donde más se puede incidir en cuanto a detección oportuna y prevención.
AM.MX/fm

Artículos relacionados