fbpx

José SÁNCHEZ LÓPEZ

BENITO NACIF HERNÁNDEZ, consejero del Instituto Nacional Electoral (INE), puso el grito en el cielo al enterarse que su salario se vería reducido de 177 mil pesos mensuales a sólo 159 mil.

Diez y ocho mil pesos de un jalón.

Es decir que ya no ganaría 6 mil pesos diarios, sino solamente 5 mil y con esa miseria ¿quién puede vivir?

Solamente un obrero o empleado, al que le tiene que alcanzar su sueldo de 80 pesos diarios, 2 mil 400 al mes, ni siquiera la mitad de lo que gana en un solo día, el familiar de KAMEL NACIF BORGE, señalado como pederasta en Cancún, Quintana Roo, emparentado a su vez con el ex gobernador ROBERTO BORGE ANGULO, ese de “la sangre nueva del PRI” que también está en una tablita de ir a chirona.

Ante la artera disposición, violatoria a todas luces de sus derechos laborales, económicos, morales y humanos, afirma BENITO, ya impugnó el acuerdo, que, además, amenaza no sólo con rebajarle el salario a él, sino a otros 32 altos mandos.

Nomás eso faltaba.

Dice entender las medidas de austeridad,“pero hay otros gastos onerosos que, de suprimirlos, generarían ahorros mayores, sin violentar la Constitución ni afectar nuestros derechos”, argumenta.

Consultorías externas, adquisición de plantas de electricidad que no se ocupan, serían algunos de esos gastos inútiles, aseguró.    

Advirtió que la protección de los derechos exige que los titulares de esos órganos, estén exentos de presiones internas y externas para el desempeño de sus atribuciones.

¿Es decir que si ganan un poco menos, resultan más vulnerables para el desempeño imparcial de su trabajo?

Eso sí, aceptó que sería un error confundir la defensa de la legalidad con el rechazo a la austeridad”.

Menos mal ¿no?

Pero no es el único que se encrespa si tratan de pagarle menos.

Está el caso del ex priísta venido a panista, el senador JAVIER LOZANO ALARCÓN, quien de plano, ante la posibilidad de que le redujeran el sueldo por las medidas tonadas ante el “gasolinazo”, advirtió: “Si me bajan el sueldo entonces qué ¡me pongo a robar?

– Yo vivo de esto, eso de decir, si con mucho gusto doy la mitad de mi salario es pura demagogia”, remarcó.

Como BENITO, también se mostró a favor de implementar las medidas de austeridad en la administración pública, pero que sea a los gastos de la Cámara, porque eso de rebajarle el sueldo a é, ni hablar.

Dijo que es necesario reducir la mitad del número de legisladores, ya que además de ahorrarse en sueldos, se tendrían políticos de calidad.

¿Y si uno de los defenestrados fuera él?

Yo no sé para que se complican la vida, si como dijo el también panista y senador, ERNESO CORDERO ARROYO, “con ingresos, ya no de 13 mil, sino de 6 mil pesos al mes, hay familias que tienen créditos para una vivienda, para un coche, que se dan el tiempo de mandar a sus hijos a una escuela privada”.

Cuando dijo esas disparatadas declaraciones vino el alud de críticas y ERNESTO JAVIER tuvo que recular:

“Yo no dije que con 6 mil pesos alcance para tener una vivienda, un coche, pagar una escuela privada, no, dije que hay familias que están luchando por pagar un coche, una hipoteca y colegiaturas”.

Sólo que se le pasó un detallito. No explicó que su salario como secretario de Hacienda, era de 205 mil 122 pesos y divididos en 30 días, dan 6 mil 837 pesos, pero ¡DIARIOS! no al mes y así como demonios no le iba a alcanzar.

Pero en este México, no de contrastes sino de desigualdades, todo es posible, desde el momento que hay burócratas, aunque sean de muy alto nivel, que ganan más de 600 mil pesos al mes, por encima de lo que gana el presidente de la República.

LUZ MARÍA AGULAR MORALES, ministro presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, gana 651 mil 241 pesos, es decir, 6 millones 760 mil 998 pesos al año.

Los otros 10 ministros no se quedan atrás, ganan 520 mil 11 pesos mensuales, es decir, 4.2 millones anuales.

¿Les alcanzará?

Sus homólogos en Estados Unidos, ganan el equivalente a 200 mil pesos al mes, 2 millones 400 mil pesos al año, ni la mitad de lo que cobran los togados huehuenches.

Somos un país en desarrollo, un país tercermundista, nos guste o no, pero eso sí, los sueldos de nuestros servidores públicos, a los que se les paga con los impuestos del pueblo, son superiores a los del Primer Mundo.***CUIDADO, LA DESIGUALDAD, ES EL ORIGEN DE TODOS LOS MOVIMIENTOS SOCIALES.***AU REVOIR. joebotlle@gmail.com

Comentarios

comentarios