martes, mayo 28, 2024

Salvador Vega Casillas y Jorge Luis Lavalle se deslindan de acusaciones de Lozoya: son una estupidez

CIUDAD DE MÉXICO.- Salvador Vega Casillas, exsenador por el PAN, se deslindó de las acusaciones que Emilio Lozoya, exdirector de Petróleos Mexicanos (Pemex), en las que afirma que supuestamente recibió parte de los sobornos para avalar la reforma energética entre 2013 y 2014. Indicó que “no solo son mentiras de delincuente confeso, también son una estupidez”.

La denuncia de hechos de Lozoya Austin se filtró en medios de comunicación y en ella se detalla que Vega Casillas está dentro del grupo de siente senadores y del exdiputado Ricardo Anaya de recibir más de 80 millones de pesos para operar la aprobación de la reforma energética .

En su cuenta de Twitter, Vega Casillas indicó que “defendimos y votamos nuestra propuesta de reforma (energética) y negamos a Lozoya modificaciones que pretendía, seguramente con fines corruptos”.

Por su parte, Jorge Luis Lavalle, exsenador por el PAN, informó que se defenderá legalmente de los señalamientos de Emilio Lozoya, exdirector de Pemex, y se puso a disposición de la Fiscalía General de la República (FGR) para esclarecer las acusaciones.

Estoy en casa con mi familia y asesores preparando mi defensa. Tengo claro que este caso tiene motivaciones políticas… Me encuentro a disposición de la autoridad para cooperar en el esclarecimiento de los hechos denunciados. Ningún delincuente confeso manchará mi nombre”.

Lavalle se desmarcó del videoescándalo en el que aparece Rafael Caraveo recibiendo fajos de dinero : “Mi relación personal y profesional con él no me incrimina y mucho menos, me implica en los hechos y conductas en los que él hubiere participado. Cada quien habrá de responder por sus actos”.

Lavalle Maury aseguró que durante su servicio público actuó con rectitud y defenderá la honorabilidad.

AM.MX/fm

Ataques Cibernéticos en el Horizonte Electoral: México se Prepara para la Batalla Digital

Durante las últimas semanas, varios sitios web relacionados con las elecciones, partidos políticos y medios de comunicación han sido blanco de ataques DDoS, que buscan sobrecargar los servidores con un flujo masivo de tráfico malicioso, dejando los servicios inaccesibles para los usuarios legítimos

Artículos relacionados