fbpx

CIUDAD DE MÉXICO.— La empresa Cyber Robotics Solutions, propiedad de León Manuel Bartlett, fue inhabilitada por la Secretaría de la Función Pública (SFP) por un periodo de cuatro años y tres meses para celebrar contratos con el Gobierno de México. Además, deberá pagar una multa equivalente a poco más de 2 millones de pesos.

La inhabilitación y multa a la empresa del hijo del titular de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), Manuel Bartlett, derivó por la compra a sobreprecio de ventiladores por parte del IMSS, delegación Hidalgo; estos aparatos son utilizados para atender a los pacientes más graves de COVID-19.

  • La Función Pública también requirió la suspensión de cuatro funcionarios del Órgano de Operación Administrativa Desconcentrada del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en el estado de Hidalgo, relacionados con la compra de ventiladores por 31 millones de pesos a la empresa.

A través de un comunicado, la Función Pública recordó que el pasado 17 de abril se le adjudicó de forma directa un contrato a la empresa Cyber Robotics Solutions —que no produce insumos médicos—, con la justificación de que había una necesidad urgente de atender a enfermos de Covid-19 en Hidalgo. Sin embargo, el precio que se ofreció  (1.5 millones de pesos por ventilador) estaba “fuera del rango del mercado.

Dicho precio se había justificado en el entendido de que era una urgencia por la emergencia sanitaria del nuevo coronavirus; sin embargo, Función Pública detalló que “la supuesta urgencia para adquirir los ventiladores en el IMSS de Hidalgo no tuvo sustento durante las fechas de la contratación“. Destacó que gracias a oportunas acciones, la Función Pública evitó cualquier daño patrimonial al Estado 

La dependencia resaltó que la contratación se sustentó con información falsa, pues los ventiladores no estuvieron disponibles de forma inmediata como se había contemplado en el contrato. “Los equipos se entregaron tarde, en abierto incumplimiento de las bases de adjudicación, y desmintiendo de nuevo la supuesta urgencia“, apuntó.

Ni uno solo de los 20 equipos entregados cumplió con las especificaciones técnicas contratadas. Se entregaron equipos viejos, usados y en mal estado: 11 estaban rotos y totalmente inservibles, tal y como ahora lo reconoce el propio IMSS“, añadió la dependencia federal.

AM.MX/dsc

Comentarios

comentarios

Por Redacción/dsc

Periodista en crecimiento; siempre buscando algo que contar.