domingo, junio 16, 2024

Calor y cambio climático despiertan interés de estudiantes por cuidar el medio ambiente

CIUDAD DE MÉXICO.- El cambio climático dejó de ser una amenaza futura. Hoy es parte de la realidad y sus efectos colaterales como olas de calor, concentraciones de contaminantes en el aire y sequías parecen no tener retorno. Si bien la sociedad está preocupada, son las nuevas generaciones quienes manifiestan un mayor interés por transitar a la acción.

“La necesidad de actuar es urgente y debe abordarse desde múltiples esferas sociales. Pero hoy son los niños y jóvenes quienes de la mano con sus padres y maestros están actuando para generar cambios desde sus escuelas hasta sus hogares para reciclar papel y plástico; ahorrar agua y energía; crear proyectos sostenibles; huertos escolares; entre otras que ayudan a mitigar los drásticos cambios al medio ambiente que hoy, más que nunca, son visibles”, afirma Julio Álvarez, CEO y fundador de Grupo PROMESA, empresa dedicada a transformar la cultura ambiental a través de la educación y el reciclaje en México.

México está experimentando una de las olas de calor más intensas en su historia, con temperaturas récord que ponen en riesgo a la flora y fauna del país. Según un informe de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), durante los primeros días de junio se registrarán las temperaturas más altas jamás vistas en el territorio nacional; incluso la Ciudad de México podría alcanzar los 34 ó 35 grados Celsius, un nivel de calor que no tiene precedente.

El futuro a corto, mediano y largo plazo, no es alentador. No obstante, las nuevas generaciones constituyen una oportunidad. “El impacto de las escuelas sustentables frente al cambio climático es significativo, ya que estas instituciones educativas no solo reducen su huella ambiental, sino que también promueven una cultura de sostenibilidad entre estudiantes, docentes, familias y la comunidad. Las escuelas sustentables adoptan prácticas y tecnologías que minimizan el consumo de recursos, disminuyen la generación de residuos y fomentan una educación ambiental integral”, detalla Álvarez.

Escuelas sustentables para un futuro más verde

Escuela PROMESA es una iniciativa que busca transformar a las instituciones educativas en escuelas sustentables. El proyecto encabezado por Grupo PROMESA, padres y madres de familia, alumnos de educación básica y toda la comunidad escolar tiene 10 años y la mayor parte de las escuelas que lo integran se concentran en Ciudad de México, Estado de México y Guadalajara.

“El 31.8% de los estudiantes que integran este programa son alumnos de preescolar, le siguen los alumnos de primaria con 31% y los de secundaria con 24.3%. Es decir, las generaciones más jóvenes son las que más se interesan por cuidar el planeta y tiene sentido porque serán ellos los que hereden el mundo que hoy les vamos a dejar”, añade el CEO de Grupo PROMESA.

Entre las acciones que se llevan a cabo destacan la transformación de la cultura ambiental a través de clases verdes, las cuales se imparten a toda la comunidad escolar, además de diversos talleres, cursos y programas de reciclaje que apoyan apoyan causas sociales y ambientales. Además, estas actividades se adaptan acorde a las necesidades de cada plantel educativo y el interés de los jóvenes.

“El cambio climático y sus efectos nos desafían a repensar nuestras acciones y a tomar medidas concretas. La creciente conciencia y el interés de los estudiantes por el cuidado del medio ambiente constituyen un punto de partida ante este escenario”, concluye Julio Álvarez.
AM.MX/fm

 

Artículos relacionados