fbpx

CIUDAD DE MÉXICO.— La jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, realizó un recorrido de supervisión de las obras de mantenimiento y restauración del Ángel de la Independencia, las cuales se prevén concluir en agosto próximo.

La mandataria capitalina resaltó que la inversión en estos trabajos es de 14 millones de pesos y se realizan con la colaboración del Instituto de Ingeniería de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y el Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura (INBAL). Actualmente, las obras llevan el 56 por ciento de avance. 

Reparación del Ángel de la Independencia terminará en agosto

Destacó que el monumento ha sufrido diversos daños a consecuencia de los sismos que han azorado a la ciudad, como el registrado el 19 de septiembre de 2017. Además, se ha visto afectado por el hundimiento diferencial de la capital, de allí que que se ha pedido la colaboración de expertos de la UNAM, quienes también han trabajado en la renivelación de inmuebles como la Catedral Metropolitana.

Sobre el sismo de 7.4 registrado este martes, Sheinbaum Pardo destacó que el monumento no sufrió daños con este movimiento telúrico, debido a que estaba protegido por un andamio estructural. “Si no hubiera estado esta estructura se hubiera tenido más daños el Ángel de la Independencia”, apuntó.

Por su parte, el secretario de Obras y Servicios (Sobse), Jesús Esteva, resaltó que desde el terremoto de 1957, el monumento —ubicado en Paseo de la Reforma— ha sido sometido a varios trabajos de mantenimiento, a los que se suman rehabilitaciones por daños ocasionados en los sismos de 1985 y 2017.

En el 58 se colocó un cilindro de acero como reforzamiento y se repone la escultura y en el 85, se llevan acabo trabajos de cimentación y en los elementos que recubren el Ángel; en el 2006, vienen trabajos de mantenimiento y en especial el anclaje, es decir, se me pone un perno en la base de la escultura“, apuntó.

Los trabajos de mantenimiento y restauración del Ángel de la Independencia iniciaron el 17 de agosto del 2019 con la colocación de un andamio estructural de 42 metros de altura, que permitió la estabilización temporal del monumento. También se realizaron estudios topográficos, ensayos metalográficos, análisis de fisuras en la columna, entre otros.

Como resultado, se detectó que de las 78 placas de la columna, 16 (el 20 por ciento) tiene fisuras o están deformadas, por lo que tuvieron que ser sustituidas; para ello se colocaron 16 tanques de 20 mil litros cada uno, conectados por cables tensores a la columna del Ángel por anillos que permiten sostener la estructura sin dañarla.

“(Esto) nos permite ya iniciar un proceso de extracción de las placas que están con fisuras o que están deformadas y comenzar a sustituirlas“, agregó el titular de Obras.

Te recomendamos:

Ángel de la Independencia quedará listo en ocho meses: Suárez del Real

AM.MX/dsc

Comentarios

comentarios