sábado, mayo 25, 2024

Piden destitución de secretaria de Educación de Quintana Roo por expresiones discriminatorias

Foto: Infoqroo

CHETUMAL, QUINTANA ROO, 11 de mayo (AlmomentoMX).- Integrantes de la Agrupación de Apoyo a las Familias Especiales (ADAFAME) manifestaron no sentirse satisfechos con el desempeño de la Secretaría de Educación, Marisol Alamilla Betancourt, tras sus expresiones discriminatorias hacia los niños con capacidades diferentes y reiteran sentirse ofendidos y decepcionados por la falta de respuesta del gobierno del estado de implementar políticas concretas para atender a niños con capacidades diferentes.

Ante dicha situación, hicieron llegar al gobernador Carlos Joaquín González un escrito en donde piden se destine un mayor presupuesto para la educación especial, una solución estatal a la problemática que representa la falta de plazas federales para la Educación Especial, así como un proceso de reestructuración del funcionamiento de la inclusión educativa.

Emily Edmunds, una de las madres integrantes de esta asociación, manifestó que el pasado 8 de mayo sostuvieron una reunión con la titular de la SEyC en donde no manifestó ninguna disculpa pública y lo único que se limitó a decir es que “sus puertas estaban abiertas para el diálogo”.

Recordó que la agrupación intentó un acercamiento con la funcionaria desde el mes de febrero pasado para abordar temas especificaos y lo único que lograron fue una respuesta a través de la Unidad de Transparencia de la dependencia.

Manifestó la confianza de la agrupación de que el próximo 20 de mayo se realice la primera reunión concertada para este fin.

Emily Edmunds confirmó que han hecho entrega al titular del Ejecutivo un pliego petitorio, acompañado de las firmas que se recabaron el siete de mayo pasado, en el que le hacen la sugerencia que sus servidores públicos sean y actúen con empatía y firmeza en proveer los derechos de las personas con capacidades diferentes.

En el pliego petitorio los integrantes de ADAFAME reiteran su inconformidad por las expresiones discriminatorias de la Secretaría de Educación, Marisol Alamilla Betancourt, hacia las personas con capacidades diferentes. Consideran las palabras de la funcionaria discriminatorias y ponen en evidencia la perspectiva oficial de baja importancia al tema de educación especial.

Por su parte, la titular de la Secretaría de Educación y Cultura en Quintana Roo (SEyC), Marisol Alamilla Betancourt, ofreció disculpas a todo aquel que se hubiera sentido ofendido luego de las declaraciones que hizo el 4 de mayo en relación a los niños con discapacidad y se comprometió a trabajar más para otorgarles mejores condiciones educativas.

“En primer lugar, manifestar mi respeto, comprensión y solidaridad con los padres de familia y maestros que pudieran haberse sentido lastimados por las declaraciones referidas, nunca ha sido nuestra intención el desestimar a los pequeños, quienes representan un valor extraordinario y bendición para sus familias, les ofrezco una sincera disculpa”, declaró en rueda de prensa.

También rectificó sus primeras declaraciones al señalar que “la discapacidad es una condición de vida que no puede ser erradicada, siempre habrá discapacidad”

Al ser cuestionada sobre si renunciaría a su cargo, como ya lo han solicitado padres de familia, declaró que seguirá trabajando como lo ha hecho hasta ahora, con una política de atender a toda la ciudadanía, dando seguimiento a los proyectos que se tienen ya encaminados, trabajando de la mano de la Iniciativa Privada y de las organizaciones civiles.

“Sigo trabajando para Quintana Roo, me siento orgullosa de servir para mí estado y lo único que busco es precisamente que avancemos, que podamos trascender como estado y dejar huella a lo que corresponde al trabajo educativo”, manifestó.

Reconoció que la discapacidad es una condición de vida que no puede ser erradicada, por lo tanto deben enfocarnos en mejorar las condiciones de inclusión, por lo que atravesar por esta polémica que se había generado con sus declaraciones, era más una oportunidad para hacer un gran frente común con la sociedad y seguir trabajando coordinadamente con madres y padres de familia para avanzar en este gran esfuerzo, en equipo y en beneficio de los pequeños.

Y como parte del compromiso del gobierno del estado, hizo mención del foro estatal que se realizará para hablar sobre las necesidades educativas especiales, extendiendo la invitación a todas las maestras, maestros, psicólogos y especialistas que atienden necesidades de niños con discapacidad a participar en el diseño y acuerdos anunciados.

Mientras tanto, docentes y padres de familia de Quintana Roo piden la renuncia de la titular de la Secretaría de Educación en Quintana Roo, Marisol Alamilla Betancourt, pero sobre todo exigen que se destinen más recursos para educación especial, esto luego de que la titular de la SEyC declaró que se trabajaría para tener cada día menos maestros para niños con discapacidad, “porque lo que más queremos es tener niños bien, en buenas condiciones”.

Ante esto ha comenzado ya la recolecta de firmas entre los padres de familia en Chetumal, esperando hacer lo propio en otros municipios, tras calificar como lamentable y discriminatoria la declaración de la secretaria en contra de niños con discapacidad.

Integrantes del sector educativo consideran que es también el reconocimiento de que con la reforma educativa se pretende desaparecer la educación especial y por ende dejar sin trabajo a todos los profesores que brindan sus servicios en este tipo de escuelas.

“Está reconociendo lo que tantas veces ha negado, la desaparición de la educación especial… Aparte de ser despectiva y demostrar ignorancia, demuestra la incapacidad del manejo de los medios y no es la primera vez que declara una cosa y luego dice otra, pero de manera inconsciente señala que se tendrán menos especialistas”, resaltó Marycruz Carrillo Orozco, profesora del Centro de Atención Múltiple (CAM) y representante de la sección primera 31 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE).

Este tipo de declaraciones, insistieron, sólo son muestra de la ignorancia de la funcionaria, puesto que tener una discapacidad no es una enfermedad, ni algo que se pueda impedir y aunque en algunos casos se puede prevenir, no es una garantía.

Respecto a la carta de disculpas que ha empezado a circular, pero que ni siquiera está firmada por la secretaria, mencionaron que difícilmente podrá encontrar palabras para que se olvide lo que declaró, porque el mensaje que dio fue muy claro, y simplemente no se pueden tener menos docentes porque son muchos los beneficios de tener CAM’s  pues brindan a los niños la educación especializada que se requiere.

Por su parte, la Dra. Alfonsina Sánchez Cruz, confirmó que las declaraciones fueron muestra de total desconocimiento en el tema; recordando que en Quintana Roo hay 5.6 por ciento de menores con alguna discapacidad, pero son niños que no van a la escuela porque no hay atención para ellos. Y es que en Quintana Roo la atención que brinda cada especialista es para 15 menores en promedio, cuando debería ser para 5, más un grupo médico que colabore en la atención que requieren los menores.

AM.MX/fm

Artículos relacionados