lunes, abril 15, 2024

Llaman a combatir robo clandestino de agua potable

Ciudad de México.- La escasez o falta de agua en el país afecta directamente la economía de las familias, ya que en muchos casos se ven obligadas a comprar pipas para abastecerse y cubrir sus necesidades, advirtieron senadores del PT.

Geovanna Bañuelos de la Torre, Cora Cecilia Pinedo Alonso, Martha Cecilia Márquez Alvarado y Joel Padilla Peña señalaron que los precios de este servicio se han encarecido, pues algunos “piperos” se aprovechan de la situación para ofrecer el agua hasta el doble de lo que normalmente lo hacen.

Por tal motivo, enlistaron en la Gaceta Parlamentaria del pasado 18 de abril un punto de acuerdo para solicitar a la Comisión Nacional del Agua, que -en coordinación con la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana, las autoridades locales en materia hídrica y de seguridad-, lleven a cabo acciones para prevenir y combatir el robo clandestino de agua potable.

De la misma forma, en el documento solicitan que la CONAGUA y las autoridades locales en materia hídrica apoyen a la población con la provisión del servicio de pipas de agua gratuitas, cuando haya condiciones extraordinarias de escasez.

Los legisladores también buscan que cuando haya escasez de agua en las ciudades y poblaciones del país, la Procuraduría Federal del Consumidor implemente acciones para proteger los derechos de los consumidores y evite abusos por parte de los proveedores de servicio privado de pipas de agua potable.

Sólo en la Ciudad de México, en las alcaldías de Magdalena Contreras y Tlalpan, las pipas cuestan de mil 800 a dos mil 500 pesos; sin embargo, hace tres años su precio ascendía a cerca de mil 200 pesos.

En Iztapalapa pasó de mil 400 a dos mil 500 pesos, mientras que en Iztacalco de mil 200 a dos mil 100 pesos, en la alcaldía Gustavo A. Madero pasó de mil 300 a dos mil 100 pesos, y en Tláhuac el servicio tiene un precio de mil 400 a dos mil 400 pesos.

Precisaron que el incremento también se dio en Jalisco, pues hace unas semanas y derivado de los trabajos de mantenimiento de infraestructura hidráulica, los pedidos de pipas de agua aumentaron, así como los costos.

De acuerdo con el informe “El agua en México, actores, sectores y paradigmas para una transformación social-ecológica”, 12 millones de personas carecen de acceso a este recurso vital en el país, advirtieron Bañuelos de la Torre, Pinedo Alonso, Márquez Alvarado y Padilla Peña.

Indicaron que 102 de los 653 acuíferos de la nación se encuentran sobreexplotados; 46 por ciento del recurso se pierde por fugas en las redes de abastecimiento; 80 por ciento de los cuerpos de agua del país presenta algún tipo de contaminación por descargas industriales y sólo uno de cada 100 litros de agua que caen por concepto de lluvia es captado para su utilización en distintas actividades.

Aunado a lo anterior, alertaron que la sequía es otro problema importante que afecta varias zonas del país, pues de acuerdo con la Comisión Nacional del Agua, cerca de la mitad del territorio nacional tiene condiciones de sequía de moderada a extrema.

Es indispensable que los gobiernos de las entidades federativas, los municipios y las demarcaciones territoriales de la Ciudad de México se coordinen entre sí y con la Comisión Nacional del Agua, para garantizar el acceso y saneamiento del vital líquido y, con ello, permitir el desarrollo integral de las personas, puntualizaron en el punto de acuerdo que fue turnado de manera directa a la Comisión de Recursos Hidráulicos.

 

AM.MX/CV

Artículos relacionados