martes, febrero 27, 2024

IX Feria de las Culturas Indígenas reunió a más de un millón de visitantes

Ciudad de México.-  El Jefe de Gobierno, Martí Batres Guadarrama, anunció un nuevo récord de la IX Fiesta de las Culturas Indígenas, Pueblos y Barrios Originarios de la Ciudad de México, que del 4 al 20 de agosto reunió en el Zócalo capitalino a un millón 435 mil visitantes, cifra que supera el número de asistentes de las ediciones anteriores.

“Logramos un nuevo récord durante la IX Fiesta de las Culturas Indígenas, Pueblos y Barrios Originarios de la Ciudad de México, con la asistencia de un millón 400 mil personas al Zócalo capitalino, del 4 de agosto hasta el día de hoy”, compartió el mandatario capitalino en sus redes sociales.

Martí Batres destacó la diversidad cultural de la Ciudad de México, y refrendó el compromiso del Gobierno capitalino para proteger los derechos e inclusión de las comunidades indígenas, pueblos y barrios originarios.

“Somos una Ciudad que rinde homenaje a nuestras raíces y abre espacios para que la riqueza cultural se exprese. Así reafirmamos nuestra visión anticolonialista, antirracista y reivindicamos nuestro pasado glorioso que también es presente. ¡Vivan los pueblos indígenas!”, añadió.

La última jornada de la Fiesta inició a las 12:00 horas de este domingo, en el escenario principal con la Banda Monumental Oaxaqueña, compuesta por alrededor de 300 integrantes que pertenecen a 11 orquestas de diversas regiones de Oaxaca, la cual hizo bailar a público nacional y extranjero de todas las edades con ritmos de sones y jarabes de aquella entidad del sur de México.

A las 17:00 horas, las y los asistentes se congregaron en el mismo escenario para disfrutar danzas tradicionales del grupo Citlacalli; una hora más tarde, la agrupación Carnaval triqui Candelaria despidió la celebración con los colores y alegría de sus trajes típicos y música tradicional.

Este fin de semana también se pudo disfrutar de conciertos de música con Osoxe Muluk y Zuvuya, DJ que experimenta con sonidos tradicionales, etno-electrónica, world music y sesiones de improvisación; la banda de rock del pueblo comca´ac Hamac Caziim, además del espectáculo multidisciplinario “México, el ombligo de la luna” y de danza tradicional con Benhe Sshinh.

En el Círculo de Saberes se analizaron tema de interés para las poblaciones originarias mediante los conversatorios “Litigios estratégicos y derechos lingüísticos de las comunidades indígenas residentes”,  “Redes sociales para tejer comunidad y patrimonio cultural inmaterial” y “La discriminación y los indígenas en la ciudad de México”.

También se leyeron cuentos y poemas bilingües y se llevó a cabo el taller “Un derecho de pueblos y barrios originarios de la Ciudad de México, herbolaria para niños”.

Durante más de dos semanas, el Zócalo capitalino se llenó de aromas y sabores tradicionales mexicanos con platillos como mole, cemitas, tlayudas, cecina o tamales. Los colores, materiales y formas también adornaron el Centro Histórico con artesanías desde textiles, utensilios de cocina, joyería y esculturas.

Este año, los invitados de honor a la fiesta fueron Colombia; el municipio de Tingambato, Michoacán; y ocho barrios de Iztapalapa (San Lucas, San Pablo, San Pedro, San José, Asunción, Santa Bárbara, San Ignacio y San Miguel), que ofrecieron al público muestras de su sabiduría, arte, gastronomía y cultura.

Los visitantes también pudieron conocer más de la medicina tradicional indígena a través de los quiroprácticos, curanderos, masajistas y yerberos que fueron parte de la amplia variedad de la oferta cultural.

La Fiesta de las Culturas Indígenas, Pueblos y Barrios Originarios de la Ciudad de México es un evento cultural que busca visibilizar, valorar, concientizar y dar a conocer la riqueza cultural indígena de nuestro país, además de fomentar los derechos de los pueblos originarios.

AM.MX/CV

Artículos relacionados