fbpx

CIUDAD DE MÉXICO.- América Latina está frente a la mayor crisis de refugiados desde la Segunda Guerra Mundial, con 68 millones de personas que se han visto obligadas a dejar sus lugares de origen por la búsqueda de mejores condiciones socioeconómicas o por fenómenos como la violencia, el racismo, las persecuciones religiosas, e incluso, por el cambio climático, advirtió el Dr. Eduardo García.

Durante la ceremonia solemne, en la que los Doctores David Figueroa Márquez y Eduardo García Villegas rindieron protesta como académicos de número de la Academia Mexicana de Derecho Internacional, este último alertó sobre el incremento en solicitudes de refugio que ha recibido la Comisión Mexicana de Ayuda a Refugiados (Comar) en los últimos años. Sólo en 2019, éstas aumentaron 125% respecto al año anterior, equivalente a más de 66 mil peticiones.

Al presentar la tesis “Migraciones: Fenómeno del Siglo XXI”, Eduardo García aseguró que México ha tomado medidas para atender el tema, a través del reconocimiento de los migrantes como sujetos de derecho con base en el marco legal y pleno respeto a la dignidad humana.

El evento contó con la asistencia de la Secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, quien además de felicitar a Eduardo García y David Figueroa por la condecoración, señaló que sin duda “el siglo XXI será el siglo de la migración”, lo que representará un reto para todos los Estados que tienen la responsabilidad de vigilar la evolución de este fenómeno y de garantizar los derechos humanos de todas las personas que abandonan sus países.

Además, indicó que la colaboración de los Doctores será de gran importancia para que la Academia pueda seguir cumpliendo con su responsabilidad y labor frente a la sociedad mexicana y ante la comunidad internacional de mejorar la vida pública del país.

David Figueroa, quien presentó la tesis “Importancia del Notariado Latino en la Seguridad Jurídica y Desarrollo Económico de los Países”, destacó el papel y la calidad del notariado en nuestra sociedad, al dar cuenta de sus particularidades y de su importancia en México y América Latina.

En su intervención, el Presidente del Consejo Directivo de la Academia Mexicana de Derecho Internacional, Dr. Manuel Reguera, aseguró que la Orden Mexicana del Derecho, la Cultura y la Paz es una condecoración propia y con carácter oficial que permite dejar constancia de los méritos alcanzados por los académicos. Reconoció la labor de Eduardo y David en su compromiso con México.

Añadió que el respeto y la fiel observancia de los acuerdos promovidos por la Academia constituyen normas para el desarrollo de las relaciones pacíficas entre los Estados; mientras que los tratados y los acuerdos internacionales permiten generar el bienestar y el desarrollo de la población, la justicia y la paz mundial.

La Academia Mexicana de Derecho Internacional es una de las instituciones pioneras de ciencia en México y el continente americano, dedicada al estudio y promoción de la jurisprudencia internacional, la conciliación de la soberanía del estado mexicano, de los derechos y prácticas de la comunidad internacional y el apoyo a la presencia de México en los foros mundiales en defensa de la justicia, la paz, la equidad y el fiel cumplimiento de los compromisos contraídos.

A la ceremonia asistieron, además de la Secretaria de Gobernación, Mireille Roccatti Velázquez y Alfonso Muñoz de Cote Otero, Académica Directiva y Secretario General de la Academia, respectivamente, entre otras destacadas personalidades.

AM.MX/fm

Comentarios

comentarios