fbpx #DESDELABARRERA: La estrategia ha fallado | Almomento | Noticias, información nacional e internacional
Aletia Molina
La violencia se hizo muy presente en el país con tres enfrentamientos armados en los estados de Michoacán, Guerrero y Sinaloa.

Cinco días.

Tres masacres.

36 muertos.

Fue una semana particularmente violenta, luego de que se produjeran tres grandes enfrentamientos entre fuerzas de seguridad y grupos armados. El más impactante de esos choques sucedió el jueves en Culiacán, en un intento fallido por detener a Ovidio Guzmán.

Irónicamente, al comienzo de la semana, López Obrador presentaba sus mínimos resultados en materia de seguridad diciendo que hubo una positiva «inflexión en la tendencia de crecimiento» en las cifras de asesinato… aunque los crímenes siguen aumentando.

Los hechos que se presentaron evidencian que el crimen organizado controla al país y puede tener mayor poder del que disponen las autoridades.

Números del Secretariado Ejecutivo de Seguridad Pública señalan que en el mes de agosto fueron asesinadas en México 3,054 personas (incluidos feminicidios), cifra que lleva a más de 23,000 el número de víctimas lo que va del 2019, algo que según  Animal Político, es un nivel récord de violencia homicida.

En el caso de Michoacán la ola de violencia con el choque de este lunes no hizo más que sumarse a otro suceso brutal del pasado 8 de agosto, cuando aparecieron en Uruapan 19 cadáveres varios de ellos colgados de un puente.

Para enfrentar esta realidad, se tiene un plan de seguridad basado en la premisa de que «la paz y la tranquilidad son fruto de la justicia» y que la estrategia incluye «la sustitución del uso de la fuerza por una visión amplia que vaya a las causas profundas».

El gobierno de AMLO, que en pocas semanas cumplirá un año en el poder, creó la Guardia Nacional como un nuevo cuerpo de seguridad, y «una política social sin precedente» que incluye programas de empleo y una estrategia contra las adicciones que aborda el problema de las drogas desde la salud. Aseguran que se han logrado ya los primeros resultados.

Tras la fallida captura de Ovidio Guzmán, el presidente justificó no haberlo detenido porque «lo más importante es que no haya muertos, es la paz». AMLO continuó: «La decisión la tomó el gabinete de seguridad de manera conjunta (…) yo respaldé esta postura por considerar que lo más importante es la protección de las personas (…) se decidió proteger la vida de las personas».

El presidente aseguró que en el operativo de captura  y posterior liberación de Ovidio Guzmán, se tomó una decisión “difícil pero humana” y dijo que su gobierno no enfrentará la violencia con la violencia, ya que esa estrategia enlutó a México.

La estrategia falla, el plan no funciona, ¿qué tendrá que suceder para que el gobierno reaccione? ¿qué obligará a la presidencia a controlar lo que por ahora lo tiene subyugado? Según el presidente ¿qué es lo que está procurándose? Las muertes, los pagos de piso, las omisiones… No hay nada qué agradecer, la gestión es mala y eso sí es algo que las estadísticas avalan.

Aletia Molina
@AletiaMolina1

Comentarios

comentarios