fbpx

CIUDAD DE MÉXICO.— La escritora y politóloga Denise Dresser, por medio de su columna titulada “Un crimen más”, publicada en Reforma, narró que su madre —de 83 años de edad— fue extorsionada la noche del sábado “diciéndole que yo había sido secuestrada”.

La columnista contó que  por medio de una llamada, su madre fue amenazada. En la llamada se escuchaba la voz de Denise, mientras el supuesto secuestrador le daban instrucciones de lo que debía de hacer para evitar que le hicieran daño a su hija.

Salió de casa en piyama y pantuflas, manejó a donde le indicaron, dejó el carro en una esquina con las llaves puestas, ingresó a un hotel en Tlalpan y ahí pasó la noche en vela, recibiendo llamadas amenazantes cada hora, esperando la siguiente indicación. Cayó en la trampa que le tendieron con mucha habilidad y mucha información”, detalló.

La hermana de su mamá llamó a Denise Dresser e informó lo que había ocurrido, “entre varios buenos samaritanos, logramos que mi madre saliera del hotel a salvo, y finalmente la recibí en casa, llorando de alivio y de dolor y de impotencia”.

Tras los hechos, la periodista denunció el hecho y aseguró que es un modus operandi que ha afectado a diversos comunicadores. “Me enteré de casos similares: extorsión intentada o extorsión lograda, y como tantos más, quedan impunes”, lamentó.

Mientras tanto, Andrés Manuel López Obrador celebra que la inseguridad y los problemas del país no le quitan el sueño; goza comer barbacoa y tuitear sobre ello. Hay quienes aplauden la bonhomía y la algarabía presidencial. Yo no. Yo le reclamo que una madre de 83 años pasó la noche creyendo que su única hija estaba secuestrada. Y su gobierno la dejó sola”, culminó.

Por su parte, el periodista Héctor de Mauleón detalló que la mamá de Denise Dresser fue guiada -por teléfono- por los supuestos secuestradores hasta el hotel Fiesta Americana. Además, le ordenaron que dejara su automóvil -que le robaron- a dos cuadras de distancia, con las llaves pegadas.

Le llamaron para decirle que tenia intervenido su celular y también el teléfono del hotel. Le dijeron que tenían sus números de cuenta de ahorro e inversión, y le exigieron 250 mil pesos para no asesinar” a su hija, expresó el De Mauleón en su columna “El ‘secuestro de Denise’”, publicada en El Universal.

Reveló que entre otras víctimas de este tipo de extorsión se encuentra la dramaturga Sabina Berman, cuya madre su pagó la extorsión; mientras que los padres de Gabriela Warkentin también han recibido “una impresionante” cantidad de llamadas en las que les informan que sus hijos acaban de ser secuestrados.

En tanto, la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, informó que se ha abierto una carpeta de investigación del caso, luego de que la periodista hiciera público el caso. También indicó que su administración trabaja para disminuir las extorsión en todas su modalidades, “lo que permite la detención de 42 presuntos responsables los últimos dos meses”.

AM.MX/dsc

Comentarios

comentarios

Por Redacción/dsc

Periodista en crecimiento; siempre buscando algo que contar.