fbpx

CIUDAD DE MÉXICO.—  Por tercera ocasión consecutiva, el Banco de México (Banxico) recortó su estimación de crecimiento económico para 2020; lo ubicó en un rango de entre 0.5 y 1.5 por ciento. Para 2021, lo redujo a un intervalo de entre 1.1 y 2.1 por ciento.

De acuerdo con el banco central, entre los principales factores de riesgo para la economía mexicana se encuentran: un agravamiento de las tensiones comerciales, y  la desaceleración de la economía y el comercio globales, incluyendo los efectos del brote del coronavirus de Wuhan. 

Otros riesgos se relacionan con la posibilidad de que se observen episodios de volatilidad en los mercados financieros internacionales; una mayor debilidad de los componentes de la demanda agregada; deterioro adicional en la calificación de la deuda de Pemex o en la soberana; y que el ejercicio del gasto público sea menor al esperado.

El banco central explicó que estas revisiones a la baja se dan en un contexto donde en el cuarto trimestre del año pasado persistió la moderada trayectoria a la baja en la actividad económica. Específicamente, la actividad industrial mostró una contracción, mientras que los servicios registraron un bajo crecimiento y mantienen cierta debilidad.

 

En materia de inflación, las previsiones se revisaron moderadamente al alza a partir del segundo trimestre de 2020. El Banxico prevé que la inflación general anual se ubique en 3 por ciento hasta el primer trimestre de 2021.

Por otra parte, también previó un dato menor en el número de puestos de trabajo registrados en el IMSS para 2020, del rango de entre 500 y 600 mil a uno de entre 440 y 540 mil. Para el próximo año la expectativa también se recortó del intervalo de entre 510 y 610 mil puestos de trabajo a uno entre 470 y 570 mil .

Te recomendamos: 

Analistas estiman crecimiento del PIB del 0.5%

AM.MX/dsc

Comentarios

comentarios

Por Redacción/dsc

Periodista en crecimiento; siempre buscando algo que contar.