fbpx
Ante COVID19 y Emergencia Sanitaria nacional, TallentiaMX emite comunicado

• Como hemos señalado en diversos medios de comunicación y en nuestros boletines semanales
desde que inició la epidemia y la posterior pandemia, la subcontratación desempeñará un papel
central en el contexto de la crisis. Por medio de este esquema es posible:

I. Gestionar todos los empleos emergentes que se requieran. Dentro del sector salud, por ejemplo, será necesario reclutar médicos, enfermeros, dar capacitaciones y asegurar que todos los mexicanos cuenten con atención médica de calidad. Solamente las empresas dedicadas a la administración responsable del talento humano tienen los conocimientos y la infraestructura para garantizar que contratar dichos servicios no constituirá un obstáculo para México y que los trabajos temporales pueden cumplir con todo lo que las leyes señalan. Existen, además, numerosos sectores (distribución de productos, fabricación de equipo médico, entre otros) en los que la tercerización será utilizada intensivamente en las próximas semanas. En este contexto, crear trabajos subcontratados ayuda a salvar vidas.

II. Impulsar el empleo. Más de 8 millones de mexicanos son subcontratados. En este momento debe protegérseles. De lo contrario, se promovería el desempleo, la informalidad, la falta de seguridad social y, en casos extremos, la criminalidad.

III. Combatir la informalidad laboral. La contingencia de coronavirus causará desempleo
e informalidad; en esa etapa de recuperación, la subcontratación será fundamental ya
que, según datos del INEGI y del COLMEX, esta actividad ha reducido la informalidad del
33% al 22% en diversos sectores económicos. La figura permite que en una época de
crisis económica a las empresas les sea viable subcontratar personal, al cual se le brinda
seguridad social y un salario digno.

IV. Cuidar a los sectores más vulnerables de la población. En México, la subcontratación
emplea a más de 2 millones de jóvenes, cerca de 4 millones de mujeres y más de un millón de
madres solteras. Impulsar este modelo contribuye a que en los próximos meses estos sectores
se encuentren protegidos laboral y, por lo tanto, sanitariamente.

• La Organización Internacional del Trabajo (OIT) ha señalado que debido al coronavirus se perderán cerca de 25 millones de puestos de trabajo en todo el mundo. Para México, las estimaciones de dicha organización son de 7.4 millones de empleos perdidos. Por lo tanto, ahora más que nunca las autoridades deben cerrar filas para cuidar y crear empleos y fortalecer la subcontratación responsable, que abraza en nuestro país a más de 8 millones de connacionales.

• La OIT ha señalado que la estructura laboral mexicana es especialmente vulnerable, pues está
determinada por la informalidad y por la alta presencia de micro, pequeñas y medianas empresas
(MIPYMES), que constituyen, según datos del INEGI, el 99.8% de las unidades económicas. Ante esta realidad, desde su fundación, TallentiaMX ha reunido, realizado y difundido investigaciones que
demuestran que la tercerización combate la informalidad laboral, ayuda especialmente a la
MIPYMES y protege a los sectores más vulnerables de la población, que son los que ahora
corren más riesgo de ser despedidos y de contraer el COVID-19.

• El 30% de las PYMES recurre a la subcontratación. El 54% de los empleados subcontratados la-
boran en PYMES. Gracias a ello, estas empresas podrán diseñar soluciones a los problemas presu-
puestarios que padezcan debido a la dificultad de pagar la nómina. Es más fácil que una empresa de

subcontratación proponga salidas a dicha situación a que lo haga, por ejemplo, un pequeño negocio
familiar, sin dinero ni clientes. Cabe recordar que desde hace años las empresas profesionales
de subcontratación otorgan financiamientos a sus clientes.

• TallentiaMX suscribe plenamente el llamado que hizo la OIT para fomentar el empleo con acuer-
dos laborales flexibles.

• TallentiaMX reúne a 25 empresas. Todas ellas se han comportado y seguirán actuando de
manera responsable y profesional durante la contingencia y la Emergencia Sanitaria, fortaleciendo
el empleo, cumpliendo con las indicaciones del Consejo de Salubridad General y esforzándose para
proteger a los trabajadores y trabajadoras de México, así como a la economía nacional.
Por lo tanto, es necesario destacar las siguientes conclusiones:

• LA SUBCONTRATACIÓN ES UNA HERRAMIENTA INDISPENSABLE PARA HACER FRENTE
AL COVID-19.
• NUESTROS ASOCIADOS TRABAJARÁN SIEMPRE DENTRO DE LA LEY PARA GENERAR
EMPLEOS Y CREAR SOLUCIONES PARA LA EMERGENCIA.
• ES UN BUEN MOMENTO PARA APROVECHAR LA ADMINISTRACIÓN RESPONSABLE DE
TALENTO HUMANO A FAVOR DE LOS TRABAJADORES MEXICANOS Y DE LA ECONOMÍA
NACIONAL. TENEMOS QUE ESTAR UNIDOS PARA SACAR ADELANTE AL PAÍS Y SALVAR
VIDAS.

AM.MX/cctp

Comentarios

comentarios