domingo, marzo 3, 2024

Aceptar renuncia del Ministro Arturo Zaldívar, es dar pasos importantes a la nueva etapa del Poder Judicial

CIUDAD DE MÉXICO.- Durante el debate en el Senado de la República, respecto a la renuncia de Arturo Zaldívar al cargo de Ministro de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, el senador Joel Padilla Peña pidió valorar este hecho desde una óptica del derecho al libre desarrollo de la personalidad y no desde la politiquería.

“Aceptar la renuncia de Arturo Zaldívar al cargo de Ministro de la Suprema Corte de Justicia de la Nación es hacer efectivo el derecho humano de libertad de trabajo reconocido en el artículo 5° de nuestra constitución”, aseveró.

El vicecoordinador del Grupo Parlamentario del Partido del Trabajo señaló que absolutamente nadie, puede ser obligado a desempeñar un encargo, el cual no tiene interés, deseo o vocación por realizar.

En este sentido, dijo, al aceptar la renuncia se da pasos a una nueva etapa del Poder Judicial. “Estaremos atentos a la terna que habrá de remitir el Presidente de la República para ocupar el cargo de Ministro o Ministra, valoraremos sus méritos, la preparación, experiencia y perfil de las personas propuestas, con el único objetivo de fortalecer la justicia de nuestro país”.

Asimismo, destacó que en GPPT son conscientes que la interpretación de la norma jurídica debe hacerse buscando el sentido razonable, siempre privilegiando la realidad social y los derechos de las personas.

“Se ha entrado a un debate toda vez que el artículo 98 de la Constitución señala que la renuncia de los ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, solamente procederá por causas graves”, mencionó.

Y aclaró que las causas graves no necesariamente tienen que ser una causa trágica, en contra de la Nación o de enfermedad, simple y sencillamente es una causa importante y trascendente que sólo incumbe a la persona que actúa.

Finalmente, Joel Padilla destacó que durante los 14 años como Ministro de la Suprema Corte, Arturo Zaldívar consolidó a través de sus votos y sentencias la progresividad de los derechos humanos, dando pasos agigantados para su promoción, protección y garantía.
AM.MX/fm

Artículos relacionados