fbpx Tatuajes y sexo sin condón, aumentan riesgo de padecer hepatitis C | Almomento | Noticias, información nacional e internacional
CIUDAD DE MÉXICO, 28 de julio (Al Momento Noticias).- La académica Gabriela Gutiérrez Reyes, de la Facultad de Medicina de la UNAM, indicó que las personas que se realizan tatuajes, comparten jeringas y tienen relaciones sexuales sin condón, tiene un mayor riesgo de adquirir algún tipo de hepatitis de origen viral.

tattoo1Lo más lamentable de este padecimiento, es que la mayoría de los infectados  se da cuenta que poseen dicha enfermedad hasta llegar a una etapa avanzada, tiempo en el que ya existe un daño en el hígado, en algunas ocasiones el problema ya es irreversible.

Durante la celebración Mundial del Día contra la Hepatitis la especialista aseguró que “la enfermedad debe atenderse a tiempo para evitar la inflamación del hígado y que esta termine en fibrosis”. Además, en etapas avanzadas se modifica el acomodo y la comunicación de los hepatocitos y continúa a la cicatrización o cirrosis, lo que endurece al hígado e impide su funcionamiento.

De igual manera, la hepatitis puede ser causada por infecciones provenientes de virus, por exceso de consumo de alcohol, por sobredosis de algunos medicamentos o por efecto de células inmunitarias del propio cuerpo que atacan al hígado. Donde las hepatitis virales y las tóxicas por alcohol son las más frecuentes.

En México se registran aproximadamente más de 24 mil casos de hepatitis A, B y C, por lo que la Secretaría de Salud tiene en marcha tres estrategias: vacunación, sangre segura para transfusiones y acciones específicas para evitar el contagio por transmisión sexual, señaló el Subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Pablo Kuri Morales.

Cabe señalar que la hepatitis A es la más leve porque se cura y no es crónica, ésta se previene con el lavado de manos, el uso de alimentos y líquidos libres de contaminación, en el caso de la hepatitis B y C son crónicas porque su infección se puede prolongar por muchos años, incluso sin expresar síntomas en las primeras etapas.

Alrededor de mil 900 casos corresponden a hepatitis C, y 750 al tipo B, ante lo cual nuestro país ha desarrollado diferentes medidas preventivas y de tratamiento, apegadas a las recomendaciones de la OMS y OPS, además, el secretario indicó que cada año se aplican seis millones de vacunas contra hepatitis B, con lo que se garantiza la inmunización de los dos millones y medio de niños que nacen cada año en nuestro país.

“Un problema inicial es que la mayoría de los pacientes no se enteran de que están infectados, pues la hepatitis puede ser asintomática por mucho tiempo”. Por ello,  Gutiérrez Reyes, exhortó a la población a hacerse un estudio general para detectar el padecimiento, que también puede contagiarse por material quirúrgico de dentistas o personas que llegaron a utilizar jeringas metálicas no esterilizadas.

AMN.MX/lfj

Comentarios

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *