fbpx

CIUDAD DE MÉXICO, 13 de abril (Al Momento Noticias).-  La secretaria de Medio Ambiente capitalino, Tanya Müller, pidió no politizar el problema de la contingencia ambiental con argumentos que no tengan datos concretos.

Durante la mesa de trabajo que la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF), la funcionaria destacó que la tendencia de los contaminantes en la capital del país ha venido disminuyendo, aunque reconoció que sigue siendo un reto.

Müller García aseguró que el Estado de México debe asumir una mayor responsabilidad en el combate a la contaminación, pues allí se generan 33 millones de toneladas al año de dióxido de carbono, mientras que en la Ciudad de México, se presenta una emisión total de 18 millones anuales de ese mismo contaminante.

Indicó que en el marco de las acciones para combatir la contaminación, la Ciudad de México ha implementado diversas acciones para contener el nivel de contaminantes a través de los programas Pro Aire y Acción Climática.

Ante asambleístas, Müller García detalló que el cambio climático ha impactado de manera negativa y representa un verdadero reto para una Zona Metropolitana, “donde convivimos 21.1 millones de habitantes y 5.7 millones de hogares”.

En el Valle de México existen dos mil industrias en la Zona Metropolitana que inciden en emisiones que afectan la calidad del aire en la Ciudad de México; 5.3 millones de vehículos circulan en la capital, de los cuales 80 por ciento está conformado por autos particulares; siete por ciento de transporte público y 13 por ciento de carga, precisó.

La funcionaria capitalina detalló la fuente directa más importante de emisiones de ozono proviene de este 80 por ciento del parque vehicular privado, con un consumo de combustible en millones de metros al año.

Recalcó que a nivel mundial está comprobado que la mejor forma de enfrentar las contingencias ambientales es la de sacar de la circulación el mayor número de automóviles particulares, al grado de que hay ciudades que han decidido parar 50 por ciento de su parque vehicular.

Por ejemplo, dijo, en París, Francia, el 17 de marzo se tomó la medida de que descansara la mitad de su parque vehicular, o el 22 de junio de 2015 en Santiago de Chile, donde se limitó el tránsito de vehículos hasta las 10:00 de la mañana.

En Medellín y Bogotá, Colombia, refirió, se decretó el día sin automóvil, y los vehículos particulares no podían circular, lo mismo que en ciudades de China, donde el uso de automóviles también está restringido a la terminación de placa, ya sea par o impar.

La secretaria de Medio Ambiente local rechazó que el nuevo Reglamento de Tránsito haya repercutido en la elevación de los contaminantes, pues el que se vaya a una velocidad máxima de 50 kilómetros por hora, no genera más contaminación, sino las condiciones en que se encuentre la unidad.

AMN.MX/dsc

Comentarios

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *