fbpx
l
Centran protesta en temas de derechos humanos

BRUSELAS, 10 de junio (Al Momento Noticias).- El presidente Enrique Peña Nieto arribó al edificio Justus Lipsius para participar en la II Cumbre de Jefes de Estado o de Gobierno UE-Celac, donde sostuvo una reunión bilateral con la canciller de Alemania, Ángela Merkel.

Durante su encuentro, Merkel felicitó a Peña Nieto, por el resultado de las elecciones del domingo pasado, al considerar que dan continuidad al proceso de reformas en México.

La canciller alemana aplaudió la alta participación de la ciudadanía en las votaciones.

En su encuentro, los mandatarios hicieron una revisión de los avances que registra el proceso de profundización de las relaciones México-Alemania.

Asimismo, la canciller alemana destacó el vínculo especial que hay entre las dos naciones y celebró que 2016 será el año dual México-Alemania e invitó al presidente Peña Nieto a inaugurarlo con una visita al país germano.

Activistas protestan contra Peña Nieto en Bruselas

En contraste un grupo de activistas, en su mayoría mexicanos, se manifestaron en contra de la presencia de los presidentes de México, Enrique Peña Nieto, y Chile, Michel Bachelet, que participan en la segunda cumbre de la UE-Celac.

El principal blanco de la ira de los manifestantes fue Peña Nieto, frente a cuyo hotel decenas de integrantes de la organización Belgicanos mostraron pancartas y profirieron consignas contra su gobierno, centradas sobre todo en la cuestión de los derechos humanos.

Peña Nieto llegó a Bruselas para participar en la reunión y el viernes intervendrá en la séptima cumbre UE-México, antes de realizar una visita oficial a Italia.

La portavoz de Belgicanos, Silvia Ábalos, dijo que su agrupación representa a los “miles de indignados” por los “25 mil desaparecidos que hay en el país” y la “masacre constante” que sufren “estudiantes, campesinos, mujeres y niños” mexicanos.

“México está viviendo una crisis humanitaria y nadie se quiere dar cuenta”, advirtió Ábalos, para quien “la gota que colmó el vaso” de la paciencia de sus compatriotas fue la desaparición de los 43 estudiantes normalistas de Ayotzinapa, en septiembre pasado a manos de policías corruptos y del crimen organizado.

La activista, que criticó el supuesto “enriquecimiento ilícito” de Peña Nieto desde que llegó al poder, dijo representar a “un grupo de 30, 40 y 50 personas”, al que se sumaron otros mexicanos llegados de países cercanos como Alemania o Luxemburgo hasta llegar al centenar.

Algunos de los mensajes de las pancartas contra el gobernante, escritas en inglés, fueron “Presidente mexicano deje de endeudar a México” y “Unión Europea no alimente al dinosaurio político mexicano”.

Posteriormente la manifestación se desplazó a una explanada frente al Parlamento Europeo, donde se adhirieron una treintena de chilenos, según afirmó en el lugar Rigo Guzmán, representante de la Asociación de Refugiados de América Latina y El Caribe (Arlac).

Guzmán, de nacionalidad chilena, denunció que la cumbre de Bruselas es una muestra de “la relación de la UE con gobiernos criminales, mafiosos y antidemocráticos” de América Latina, con el objetivo de “sacar usufructo político y económico”.

La pancarta mayor de la manifestación, de carácter pacífico, mostraba además la siguiente leyenda: “Bachelet miente, roba y asesina a su pueblo”.

Además, el grupo de activistas criticó también al presidente de Perú, Ollanta Humala, por permitir la minería a cielo abierto en su país.

AMN.MX/bhr

Comentarios

comentarios