fbpx

1CIUDAD DE MÉXICO, 19 de enero (Al Momento Noticias).- Hace 90 años vio la luz en Dolores Hidalgo, Guanajuato, uno de los máximos exponentes de la música mexicana, José Alfredo Jiménez,  por esa razón Google celebra esa fecha especial con un doodle.

El buscador de Internet recuerda al ídolo del pueblo nacido en Dolores Hidalgo, en 1926, y quien fue uno de los más destacados representantes de la canción ranchera, con temas como “El Rey”, “Ella”, “Caminos de Guanajuato”, “No me amenaces”, “Amanecí en tus brazos”, “Paloma querida”, “Caballo blanco”, “El Jinete”  y “Un mundo raro”.


Con su popular traje de mariachi, sombrero en mano, entonando con emoción sus canciones, cuyas letras están cargadas de amor, desamor y la nostalgia por la vida tranquila en el campo, José Alfredo Jiménez da la bienvenida a todos los usuarios que usan el popular buscador web.

El hijo prodigo de Guanajuato desde muy pequeño empezó a escribir canciones, pero solo se tiene registro de una de ellas, “El Jinete” un bello y hermoso huapango que con unos arreglos se convirtió en uno de sus éxitos.

Además de su gusto por la música, también sentía pasión por el futbol, tanto así que llegó a jugar como portero en el Club Oviedo, posteriormente defendió la meta del Club Deportivo Marte, en el primer equipo se alternó con unos de los mejores porteros que haya visto el futbol mexicano, Antonio “La Tota” Carbajal.

Pero el éxito no le llegó por ese lado. Posteriormente decidió entrar a trabajar a un restaurante de comida yucateca, llamado “La Sirena”, allí fue donde la leyenda nació pues se unió a un trío de nombre “Los rebeldes”. Tuvo que tropezar con piedras, hasta que un grupo de música veracruzana decidió cantar una de sus letras “Yo”.

A pesar de no saber tocar ningún instrumento musical, José Alfredo Jiménez escribió un sinfín de canciones simplemente silbando. A sus 24 años grabó una de las canciones más celebres del cancionero ranchero “Ella”, el cual se dice fue dedicado a la “Doña” María Félix, pues esta lo rechazó, pero realmente el origen es de un amor juvenil.

Casi todas las canciones del nacido en Dolores Hidalgo, inician con una frase simple, pero profunda e intensa, como lo es, “No vale nada la vida”, “Me canse de rogarle”, “Ojala que te vaya bonito”, “Yo sé bien que estoy afuera, pero el día que yo me muera, sé que tendrás que llorar”, “Ando volando bajo”, entre muchas otras.

José Alfredo Jiménez no poseía una voz espectacular, pero si sabía impregnarle sentimiento a cada una de sus interpretaciones.

Todos los grandes de la música ranchera, como Pedro Infante, Jorge Negrete, Miguel Aceves Mejía, Luis Aguilar, Lola Beltrán y Lucha Villa, entre muchos más, interpretaron las canciones de José Alfredo.


El éxito como compositor y cantante llevó a José Alfredo Jiménez a una frenética actividad profesional. Además de dar conciertos, trabajó en teatro, televisión y en la radio, tanto en México como en el extranjero.

La música de José Alfredo Jiménez arraigó profundamente en el gusto popular mexicano y sus composiciones adquirieron una enorme popularidad gracias a la belleza y simplicidad de sus letras y melodías y a la expresión sincera y directa de sentimientos.


AMN.MX/fh/bhr

Comentarios

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *