fbpx

CIUDAD DE MÉXICO, 7 de enero (Al Momento Noticias).- El secretario de Hacienda, Luis Videgaray, reconoció que éste es uno de los peores inicios de año para todos los mercados del mundo y que en el caso de las monedas, las más afectadas han sido aquellas cuyas economías están vinculadas a las materias primas, como es el caso de México.

Destacó que México, un importante productor mundial de petróleo, se ha preparado para la caída de los precios del crudo reduciendo la dependencia de sus finanzas públicas de los ingresos por la exportación de este hidrocarburo y contratando coberturas petroleras, por lo que por ahora no está previsto un ajuste presupuestal ni alza de impuestos.

Durante su participación en la XXVII Reunión de Embajadores y Cónsules 2016, y en conferencia de prensa posterior, precisó que si tuviera que hacerse algún ajuste a las finanzas públicas durante este año, “podemos descartar cualquier tipo de incremento a los impuestos”.

“El compromiso de no incrementar impuestos en el resto de la administración es un compromiso explícito y firme del presidente Enrique Peña Nieto, que lo vamos por supuesto a honrar y respetar”, subrayó.

Dependerá de cómo se presenten los escenarios, expresó, para tomar las medidas que sean necesarias a fin de preservar la estabilidad, no porque esta sea un fin en sí mismo, sino porque “es la manera de proteger a las familias mexicanas”.

Ante la canciller Claudia Ruiz Massieu y los integrantes del cuerpo diplomático, señaló que en los últimos años, México ha construido fortalezas macroeconómicas y ha aprobado reformas estructurales para enfrentar el complejo entorno económico internacional y diferenciarse del exterior.

Pese a ello, la preocupación en torno a China sacudió al peso mexicano, que cayó en esta jornada a un mínimo histórico de 17.72 unidades por dólar y viene de cerrar 2015 con su peor desempeño anual en siete años.

La depreciación de la moneda de China, el yuan, implica el riesgo del inicio de un ciclo de devaluación competitiva de divisas, lo que genera gran preocupación en los mercados financieros internacionales, advirtió Videgaray Caso.

haciendaChina aceleró la devaluación del yuan, lo que provocó que las monedas y mercados bursátiles del mundo se tambalearan, porque los inversores ahora temen que el gigante oriental esté comenzando una guerra comercial contra sus competidores.

“Hay una preocupación real de que, ante la desaceleración de la economía china, la respuesta de política pública sea iniciar una ronda de devaluación competitiva”, afirmó Videgaray.

AMN.MX/dsc/bhr

Comentarios

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *