fbpx

CIUDAD DE MÉXICO, 24 de enero (Al Momento Noticias).- Puebla derrotó 1-0 a Pumas de la UNAM, equipo que careció de ideas y sufrió su primera derrota de local en el Torneo Clausura 2016.

Foto: La Jornada
Foto: La Jornada

En duelo, disputado en el estadio Olímpico Universitario, el delantero argentino Matías Alustiza fue el encargado de convertir el solitario gol del encuentro al minuto 29.

De este modo, Puebla llegó a cuatro puntos en el certamen y respira tranquilo en el tema del descenso, mientras que el cuadro universitario se quedó con tres unidades.

El encuentro comenzó incómodo para el cuadro de casa, lo que provocó cierta molestia en el técnico Guillermo Vázquez, pues Puebla tuvo su primera ocasión de gol por conducto de David Toledo, quien sacó al portero Alejandro Palacios, pero su disparo pegó por fuera en la red.

Con poco futbol, Pumas respondió con dos llegadas de peligro, primero a través del argentino Ismael Sosa, quien mandó su remate por encima del arco, y luego Eduardo Herrera cimbró el poste izquierdo con un cabezazo tras una jugada de tiro de esquina.

Puebla tuvo la posición del balón durante más tiempo, pero los latigazos auriazules eran capaces de preocupar la meta del argentino Christian Campestrini.

Cuando parecía que Pumas dominaba el partido, Puebla aplacó los ánimos al ponerse 1-0 con el cabezazo de Matías Alustiza, luego de un servicio de Christian Bermúdez.

Los de la UNAM pasaron dos sustos más antes del descanso, cuando Alustiza disparó de larga distancia ante un adelantado “Pikolín” Palacios y después Toledo envió su remate por encima del horizontal tras una jugada de conjunto que incluyó varios toques.

En el segundo tiempo, Puebla sacó al que era su mejor hombre, el “Hobbit” Bermúdez, debido a problemas musculares, y Pumas apostó por Daniel Ludueña para recomponer la situación.

Sin embargo, el buen toque del conjunto poblano permaneció para restarle intensidad a los universitarios, que parecían no tener prisa por conseguir el empate, aunque en una jugada, el uruguayo Matías Britos exigió a Campestrini.

Conforme transcurrieron los minutos, Puebla replegó líneas para mantener la diferencia, pero siempre que pudo trató de retener el balón. De esta forma, el equipo visitante tenía controlado el partido, que incluso perdonó un segundo gol en disparo al poste de Alustiza, que complicó el juego en el tramo final debido a la expulsión del portero poblano al acumular dos tarjetas amarillas.

El defensa uruguayo Ramón Arias se puso los guantes para proteger el triunfo poblano, que con cinco minutos agregados, Pumas intentó arrebatar el empate pero el charrúa respondió con seguridad y así la visita se llevó la merecida victoria.

AMN.MX/dsc

Comentarios

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *