domingo, febrero 25, 2024

Naturista provoca la muerte de un niño con tratamiento alternativo

El naturista Timothy Morrow

CIUDAD DE MÉXICO, 1 de marzo (AlMomentoMX).— El naturista Timothy Morrow fue condenado a 4 meses de prisión, luego de que convenció a la familia de un niño diabético que le frotaran con aceite de lavanda en lugar de darle su insulina, porque era “veneno” para el menor. Esto derivó en la muerte del menor.

Morrow, de 84 años, es fundador de Common Sense Herbs una compañía que vende tratamientos naturistas. De acuerdo a los fiscales de la corte de Los Ángeles, California, el naturista revisó al niño después de que su madre asistiera a una de sus charlas. Ahí, él le pidió que “frotara” el aceite de lavanda en la espalda de Edgar López, el menor de 13 años.

Poco después de seguir su tratamiento herbolario, el niño enfermó, perdió mucho peso y tenía problemas para respirar, lo que Morrow consideró como una “crisis de curación” y  aconsejó que no buscaran ayuda médica, según informó The Washington Post. “Nos dijo que si llevábamos al niño al hospital, lo matarían allí”, dijo su padre, Delfino López Solís, durante el juicio de dos semanas. Al día siguiente el niño murió en casa.

La madre declaró que su hijo le pedía llamar al 911 en lugar del herbolario. “Mi hijo no podía respirar más”, dijo la madre en el juicio en el que se estipulo que la señora había sido víctima de un “lavado de cerebro” por parte de Timothy Morrow, quien afirma en su sitio web que curó su propio cáncer. Antes de la muerte de su hijo, ella se negó a darle su insulina a pesar de que la había pedido.

Por su parte, la defensa de Morrow dijo al tribunal que todas las hierbas “recetadas”  tenían la advertencia de que “este producto no tiene la intención de diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad” en la etiqueta. Sin embargo, la madre dijo a la corte que el herbolario había descrito su “registro de páncreas” (proteína de regeneración pancreática) como “la insulina de Dios” y que podía usarse en lugar de la insulina real.

Timothy Morrow fue sentenciado a cuatro meses en la cárcel del condado de Los Ángeles y se le ordenó pagar una multa de  cinco mil dólares  por ejercer la medicina sin licencia y, lo que es peor, conducir a un niño diabético de solo trece años hasta la muerte.

AM.MX/dsc

Artículos relacionados