fbpx

CIUDAD DE MÉXICO, 12 de noviembre (Al Momento Noticias).- La diabetes, la hipertensión y el cáncer son solo algunas de las enfermedades crónicas no transmisibles, cuya posibilidad se incrementa en las personas con obesidad, alertó la Secretaría de Salud.

En el marco del Día Mundial contra la Obesidad, que se conmemora este 12 de noviembre, la dependencia pidió a la población modificar sus hábitos alimenticios y a realizar alguna actividad física con el fin de mantener un peso adecuado y reducir la posibilidad de desarrollar alguna enfermedad crónica.

Tan solo en México se calcula que cerca de 70 por ciento de la población adulta presenta obesidad, algo que preocupa al sector salud, razón por la cual exhorta a incrementar el consumo de frutas y verduras, al ser fuentes de vitaminas, minerales y fibra que ayudan al buen funcionamiento del cuerpo humano.

De igual forma, la dependencia federal sugirió ingerir cereales y tubérculos, ya que son fuentes de energía que nuestro organismo requiere para realizar sus actividades diarias, como: correr, trabajar, jugar y estudiar.

Con lo anterior, también es necesario consumir leguminosas y alimentos de origen animal, pues brindan proteínas necesarias para el crecimiento y desarrollo de los niños, en la formación y la reparación de los tejidos.

La Secretaría de Salud recordó que una alimentación correcta debe incluir por lo menos un alimento de cada grupo de los anteriores en las tres comidas principales: desayuno, comida y cena. Sin olvidar acompañarla con la ejecución de alguna actividad física, ya que, está demostrado que reduce el riesgo de hipertensión, cardiopatía coronaria, accidente cerebrovascular, diabetes, cáncer de mama y de colon, depresión y caídas.

AMN.MX/fh/bhr

Comentarios

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *