fbpx

Lilia Arellano

“El problema del poder es cómo lograr un uso responsable de él
sin caer en la  irresponsabilidad y la indulgencia”: Robert Kennedy

  • Irresponsabilidad criminal: 280 mil muertos
  • 8 millones de ejemplares de una Guía Ética, sin ética
  • Profunda recesión económica: PIB cayó 9.6 por ciento

Al  perder el poder, el presidente Andrés Manuel López Obrador habrá de responder por el irresponsable manejo de la pandemia, el cual al finalizar este año llevará a un exceso de muertes de 280 mil personas. Aunque el número oficial de fallecidos por Covid-19 es de más de 103 mil a la fecha, desde finales de septiembre el Centro Nacional de Programas Preventivos y Control de Enfermedades (CENAPRECE) ya había reportado un “exceso de fallecimientos” de  193,170 casos. Este “exceso de fallecimientos”, es un estimador mucho más confiable de la mortalidad debida al coronavirus que los datos supuestamente “oficiales” de decesos dados a conocer por las autoridades. Ubicados en la realidad, es 2.5 veces mayor el número de decesos por Covid que la cifra oficial anunciada por las autoridades. El actual inquilino de Palacio Nacional también habrá de dar cuentas, en su momento, del pésimo manejo de la crisis económica actual, y de la desatención de la ola de violencia en el país; el territorio nacional está convertido, sin exageración alguna en un gran cementerio. Sin embargo y frente a esta realidad queda claro: a AMLO sólo le importa no perder el poder.

La frivolidad e irresponsabilidad de la administración de la auto denominada cuarta transformación en el manejo de la pandemia por el Covid-19 se dio desde el principio y se  agrava conforme pasan los meses. En los primeros días de marzo, en una reunión con miembros del gabinete, López Obrador aseguró con toda la ignorancia exhibida en el tema: “Es como una gripe… No hay que preocuparnos tanto”… Ocho meses después, México se convirtió en uno de los países con mayor daño a la vida humana, con adversas consecuencias sociales y económicas a nivel mundial. Según las cifras oficiales ya se superaron los 103 mil muertos y más de un millón 50 mil contagios. Sin embargo, ese dato debe multiplicarse por 2.5 para ubicarlo en la realidad. En los meses subsecuentes, el tabasqueño utilizó las conferencias mañaneras para sostener, una y otra vez, que la curva de la pandemia “se aplana”, que la crisis sanitaria “está domada”, que el país “ve la luz al final del túnel”, mientras en los hospitales públicos y en sus casas miles de mexicanos fallecían por la inadecuada atención del coronavirus.

El titular del Ejecutivo exhibió una ignorancia criminal, el no contar con información confiable, además de mostrar su naturaleza supersticiosa mostrando estampitas, y amuletos como un brujo para enfrentar el coronavirus, y evidencia una total estupidez al señalar la pandemia “nos cayó como anillo al dedo”, lo cual ha sido repetido por sus colaboradores, como Irma Eréndira Sandoval, titular de la Secretaría de la Función Pública.

La futura investigación contra el presidente y sus colaboradores habrá de documentar sus declaraciones públicas: en el mes de febrero dijo: “No debe haber alarma. Se piensa que el coronavirus no es tan dañino”. En marzo: “Hay que abrazarse, no pasa nada”; “Detente enemigo, que el corazón está conmigo”; “No dejen de salir… Sigan llevando a la familia a comer a los restaurantes y las fondas”. En abril: “Nos vino como anillo al dedo (la pandemia) para afianzar el propósito de la 4T”; “Se aplastó la curva. Se redujo el contagio, ya se volvió horizontal”. Mientras su administración “ahorraba” recursos económicos. En este año no se ejercieron 12 mil millones de pesos en el IMSS y 10 mil millones de pesos en el ISSSTE. El gobierno de AMLO es el que menos dinero ha invertido para combatir la pandemia: no apoyó a las pequeñas empresas ni a los trabajadores para enfrentar la crisis económica más grave de la historia del país. Incluso expresó: “Si van a quebrar, que quiebren”, y los dejo rascándose con sus propias uñas. Decenas de miles de empresas quebraron y despidieron a 12 millones de trabajadores.

Su “pararrayos”, aunque ya ni para eso sirve, Hugo López-Gatell, siguió su ejemplo. Se decidió por seguir la estrategia de “inmunidad de rebaño” dejando se extiendiera la pandemia entre la población, aunque científicos internacionales demostraron eso es imposible de alcanzar por las características del coronavirus; descartó el uso de cubrebocas como método sanitario útil y eficiente contra el Covid-19; desdeño la aplicación masiva de pruebas para detectar con precisión la extensión de la pandemia; y defendió irracionalmente a su jefe, López Obrador, al señalar : “la fuerza del Presidente es moral, no es una fuerza de contagio…”, sin duda una gran estupidez. En el mes de abril, López-Gatell había admitido: “seis mil personas, siete mil u ocho mil, perderán la vida…”, y la suma ya llega a 200 mil. El funcionario redondeó en junio el número de fallecimientos en 35 mil, “y un número catastrófico puede ser de sesenta mil”. Ese mismo mes también dijo: “en la primera quincena de julio estará la máxima carga de casos…”, pero los contagios siguen extendiéndose y las muertes multiplicándose.

El resultado de esta irresponsabilidad de López Obrador y López-Gatell esta a la vista: el índice de letalidad, es decir el número de fallecimientos por cada 100 personas contagiadas, es de 9.8 por ciento; somos el país número cuatro en materia de muertes por la pandemia; hasta este momento, México realiza 17.24 pruebas por cada 100 mil habitantes, uno de los índices más bajos del mundo. López-Gatell habrá de responder a las autoridades y al pueblo de México por su irresponsabilidad, al aplicar criterios contrarios  a lo que hicieron países que si controlaron los contagios y la pandemia. Y ahora, cuando se acerca el tema de las vacunas, López-Gatell, ya conocido como el “doctor muerte”, pone objeciones a la aplicación de las mismas, confrontándose con el canciller Marcelo Ebrad, quien se esfuerza por tener las vacunas este mismo año en México. Tampoco ha ofrecido un plan de vacunación en territorio nacional, como otras naciones ya lo tienen programado.

TRANSFORMACIÓN “DE PAPEL” 

En el colmo del comportamiento relacionado con el cinismo se encuentra la “guía ética para la transformación de México”. Es la cartilla moral, el texto cuyo antecedente sustentó López en lo escrito por Alfonso Reyes, fue calificado como un documento “para fortalecer los valores del país”. ¿Clases de ética? ¿Ya leyó AMLO lo escrito por Ortiz Pinchetti, Jesús Ramírez Cuevas, Pedro Miguel Arce Montoya, Enrique Galvan Ochoa, Margarita Valdez González y Verónica Velasco Aranda? Porque habremos de ir por partes y, las damas primero: Verónica Velasco trabaja para Producciones Argos, la empresa de Epigmenio Ibarra, es productora de contenidos y series “originales”, como las exitosas de los narcos; doña Margarita es filósofa, su trayectoria marca una fuerte cercanía con la no primera dama Beatriz Gutiérrez. Sobre Ortiz Pinchetti, es suficiente mérito cargar con 83 años y encima enfrentar la responsabilidad de encabezar la Fiscalía Especializada en Delitos Electorales en tiempos en los cuales su tarea está ligada con la lealtad más que con la honestidad al enfrentar el próximo año el seguimiento de irregularidades o ilegalidades en comicios considerados en el presente como históricos y definitorios del futuro del país; Jesús Ramírez –mejor conocido como el aceitoso ante la evidente falta de baño diario-, tiene en su haber el gran honor de dirigir el órgano informativo del Movimiento y, por ende, lograr aportaciones para poder ser publicado, o sea, un ejemplo de honestidad periodística; Enrique Galvan Ochoa es periodista, autor de la columna Dinero publicada por La Jornada, o sea sus temas son eminentemente económicos; Pedro Miguel Arce Montoya es famoso como ensayista, novelista, cuentista y poeta, avezado en los temas del amor, la existencia humana.

Todos ellos podrán saborear el éxito “literario” pues, por voluntad presidencial se imprimirán ocho millones de ejemplares para ser distribuidos entre los adultos mayores. Será un tiraje tan importante como el número de chocolates fabricados por los exitosos empresarios López Beltrán, o el envasado de cerveza de los mismos inversionistas…Ahora que, ni quien ordenó el texto cumple con los preceptos pastorales marcados: 1.- Respeto a la diferencia.- ¿qué pasó con quienes no concuerdan con la 4T?; 2.- De la vida.- No hay nada más valioso que la vida, la libertad y la seguridad de las personas ¿qué pasó con el manejo de la pandemia, con las normas decretadas bajo las faldas de los impuestos o con los registros de inseguridad? 3.- De la dignidad. No se debe humillar a nadir ¿qué pasó con los calificativos y ofensas desde el púlpito de las mañaneras? 4.- De la libertad.- La paz y la libertad son inseparables. Nadie puede estar en paz sin libertad ¿qué pasó con las manifestaciones no pacíficas, reveladoras de la ira y de la contención policiaca? 5.- Del amor. El amor al prójimo es la esencia del humanismo ¿es renglón direccionado a EPN? 6.- Del sufrimiento y el placer. No hay mayor alegría que la felicidad de los demás ¿eso explica su aseveramiento de ser los mexicanos un pueblo feliz, feliz, feliz, ya sea en medio del dolor de las cremaciones o hundidos en el agua, o recordando que también de dolor se canta o será por eso aprobaron rápidamente el uso lúdico de la mota? Y así podría ir uno descubriendo mentiras y cinismo en 20 exposiciones. Lástima ya no se use el boiler de combustibles, aquel que se prendía con papel y petróleo o gasolina. ¿Se imaginan 8 millones de ejemplares cuanta agua calentarían?

DE LOS PASILLOS

A pesar de que la economía de México registró un repunte de un 12.1 por ciento durante el tercer trimestre del año respecto al previo, de acuerdo con datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), no compensa el desplome del choque por Covid-19. El desplome histórico del PIB observado en abril y junio alcanzó el 18.7 por ciento. En términos anuales, el PIB de México cayó 9.6 por ciento, con lo cual profundiza una recesión iniciada a finales de 2019. El repunte económico, después de la caída en el segundo trimestre, “ha sido impulsado por una fuerte recuperación de la demanda externa”, dijo el Banco de México en su informe trimestral. Sin embargo, agregó, “persiste un alto grado de incertidumbre sobre la evolución futura de la actividad, tanto nacional como global”… Con el nivel alcanzado de producción nacional, se acumularon seis trimestres consecutivos de caídas anuales, una tendencia no vista desde el tercer trimestre del año 1982… Banxico dio a conocer su estimación sobre el tamaño del desplome económico para todo 2020, que está en -8.9 por ciento, una estimación que incorpora una foto más completa sobre el comportamiento de los distintos componentes productivos en los 11 meses de este año….

¿Cómo vamos a permitir que nos acarreen? ¿Por qué la cargada, porque el acarreo? Eso dijo López en su mañanera del miércoles y bien harán todos aquellos aún creyentes de sus pastorales palabras en prestarles toda la atención y dejar de pertenecer al grupo de mascotas aludido para ejemplificar el motivo de sus dádivas “no se manda a las mascotas a buscar su comida, se les acerca, se les da”. Y si bien con esas expresiones agregando ¿qué no somos representantes de un gobierno y de un país independiente, libre y soberano? pretendió justificar, darle largas a la felicitación a Joe Biden por su triunfo electoral, lo visto es un mayor ridículo. Aquello de respetar la decisión de los pueblos, quedó en el pasado o ¿sería lo neoliberal lo que produjo la expresión?

Lo invitamos a visitar nuestra página www.liliaarellano.com
Esperamos sus comentarios al correo: Lilia_arellano@yahoo.com;
Facebook.com/Liliaarellanooficial – Twitter @Lilia_Arellano1
Disfruta de los programas que tenemos para ti en nuestro canal oficial de Youtube.com/liliaarellano

Comentarios

comentarios