fbpx ESTADO DE LOS ESTADOS: Caballada flaca en Morena | Almomento | Noticias, información nacional e internacional

Lilia Arellano

“Vota a aquel que prometa menos. Será el
que menos te decepcione”: Bernard Baruch

⦁ Caballada flaca en Morena
⦁ Ambiciones personales dificultan consolidar gobierno de AMLO
⦁ En la línea para ser gobernadores: Durazo, Herrera, Nahle, Nieto
⦁ Capos mexicanos con muy poco dinero. ¿Dónde está su fortuna?

Ciudad de México, 12 de noviembre de 2019.- Muy difícil se ve la consolidación del gabinete y del partido del presidente de la República, Morena, el año entrante no sólo por la despiadada lucha por el poder al interior del Movimiento Regeneración Nacional, sino por la guerra interna por las candidaturas a cargos de elección popular a disputarse en 2021, donde los hoy secretarios de Estado tienen preferencia y puesto su corazoncito para alcanzar la máxima magistratura de las entidades donde vieron la primer luz. En las elecciones federales intermedias no sólo se renovará la Cámara de Diputados, sino también los gobiernos de Baja California Sur, Chihuahua, Campeche, Colima, Guerrero, Michoacán, Nayarit, Nuevo León, Tlaxcala, San Luis Potosí, Sonora, Sinaloa, Querétaro y Zacatecas, además de congresos locales y un considerable número de presidencias municipales.

Las ambiciones están a flor de piel en el gabinete lopezobradorista. Para empezar, el canciller, quien ya se siente vicepresidente, Marcelo Ebrard Casaubón, no se contenta con ser sólo el titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SER), sino su trabajo se enfoca en ser el sucesor del tabasqueño en la silla presidencial. Apadrinado por Manuel Camacho Solís logró culminar su carrera política en la Ciudad de México, al alcanzar la Jefatura de Gobierno del Distrito Federal, cargo desempeñado del 2006 al 2012, tras haber sido secretario de Desarrollo Social y Secretario de Seguridad Pública, durante la gestión de Andrés Manuel López Obrador. El primero de diciembre de 2018 es nombrado titular de la SRE, desde donde ha hecho lo posible por congraciarse con la administración del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, al confiarle el primer mandatario el manejo de la crisis de migrantes, en la cual México cedió soberanía a tal punto que es ya considerado en los hechos un “Tercer país seguro”, y un muro para los migrantes de Centroamérica en su paso a territorio estadounidense, abandonando su tradicional política exterior y alineándose a los intereses de su vecino del norte.

Ebrard fue presionado por el Senado de la República para dar a conocer los acuerdos firmados con la administración de Donald Trump a fin de evitar la aplicación de aranceles a productos mexicanos a cambio de hacer el trabajo sucio en materia migratoria en territorio mexicano, violando así la soberanía nacional y dando la espalda a su hasta entonces aplaudida política internacional. Fue sumamente criticado por el entonces presidente de la Cámara de Diputados, Porfirio Muñoz Ledo, quien le dio cátedra de relaciones exteriores en su comparecencia en la Cámara alta. A Ebrard se le han confiado crisis bilaterales como las derivadas del asesinato de mexicanos en territorio estadounidense y de ciudadanos con la doble nacionalidad, estadounidense y mexicana, en territorio mexicano por parte de sicarios al servicio del narcotráfico, y en la cual la injerencia de Estados Unidos ha llegado al punto de permitirle a sus agencias, FBI, DEA y CIA entre otras, operar en territorio nacional para investigar la masacre de los integrantes de la familia LeBarón.

Sin duda, Marcelo Ebrard está apuntado en primera fila para suceder en la Presidencia de la República a Andrés Manuel López Obrador. Al “carnal” Marcelo sólo parece hacerle sombra hasta el momento Claudia Sheinbaum, gobernadora de la Ciudad de México. Sin embargo, en el Congreso no debemos descartar al zacatecano Ricardo Monreal Ávila.

Desde los tiempos en los cuales fue secretario particular de Luis Donaldo Colosio, en la década de los ochenta del siglo pasado, Alfonso Durazo Montaño, el nacido en Bavispe, ambicionaba ser gobernador de Sonora. Esa intención fue alimentada al ser designado secretario de Seguridad y Protección Ciudadana en el gabinete de López Obrador, en donde no obstante ha tenido un desempeño mediocre por no decir francamente desafortunado. A él se atribuyó el fracaso del operativo en Culiacán, Sinaloa, en donde fueron apresados y después liberados los hijos del capo sinaloense, Joaquín “El Chapo” Guzmán, Ovidio e Iván Archivaldo, tras un despliegue táctico de los integrantes de la organización delictiva superior a los comandos del Ejército.

Muchos legisladores de oposición han pedido la dimisión de Durazo Montaño al frente de la SSPC no sólo por el “culiacanazo”, sino por la ausencia de una estrategia eficaz de combate a la organizaciones delictivas, particularmente a los cárteles del narcotráfico, cuya actividad parece se dejo de combatir, en un aparente convenio con los narcotraficantes a cambio de disminuir la violencia en las áreas del territorio nacional donde operan. Sin embargo, la letalidad de sus actividades han mantenido los altos índices de homicidios dolosos en diversas regiones y la violencia no cede a pesar de la “nueva estrategia” aplicada por la autodenominada Cuarta Transformación de “abrazos no balazos”, y el ataque a las causas sociales de la creación de todo un ejercito de reserva de pobres al servicio del narcotráfico.

Pese a todo, Alfonso Durazo, es un fuerte aspirante a la candidatura de Morena al gobierno de Sonora para la elección de 2021. Tiene en su contra no sólo el tema de la amnistía a los capos del narcotráfico y su errático desempeño al frente de la SSPC, sino también el haber adquirido una residencia propiedad de Amado Carrillo Barragán, uno de los hijos del Señor de Los Cielos, Amado Carrillo Fuentes, por lo cual ha sido cuestionado desde su candidatura a senador en las pasadas elecciones federales.

Arturo Herrera Gutiérrez, actual secretario de Hacienda y Crédito Público, luego de la renuncia a ese cargo de Carlos Manuel Urzúa Macías, es un fuerte aspirante a la candidatura de Morena al gobierno de Hidalgo en la elección de 2022. Su entrada a las grandes ligas de la política mexicana se vio forzada tras la dimisión de Urzúa Macías a la SHCP y llegó en calidad de bombero. Hasta el momento no ha logrado enderezar el manejo de la política económica del país, pues las acciones realizadas en estricto cumplimiento de las deseos del presidente López Obrador sólo han agudizado el estancamiento económico del país. Hasta el momento, si bien los analistas y especialistas económicos no vislumbran una recesión al concluir este año si mantienen su expectativa de inmovilidad con un pronóstico de 0.1 por ciento de crecimiento del PIB al cerrar 2019. Para el próximo año, si bien el paquete económico repite como previsión de crecimiento 2% del PIB, los especialistas esperan crecer poco más de 1 por ciento, si bien nos va.

Su postulación dependerá mucho de lograr enderezar la nave económica mexicana el próximo año con su estrategia de impulsar la inversión privada y pública, retomar el motor de la construcción y esperar el sector petrolero funcione correctamente en un entorno internacional complicado por la actuación de la agresiva política internacional de Estados Unidos, su lucha por controlar la producción de hidrocarburos a nivel mundial y su confrontación comercial con China. Hasta hora, al frente de la SHCP, sus credenciales no son tan buenas, sobre todo si lo mandan a pelear una plaza bajo el control del grupo Hidalgo, donde le sobran contrincantes quienes podrían hacerlo ver su suerte.

La titular de la Secretaría del Bienestar, María Luisa Albores González, nacida en Ocosingo, es sin duda una de las aspirantes a la candidatura de Morena al gobierno del Estado de México para la elección local de 2023, aunque habrá de enfrentar una fuerte competencia interna como Delfina Gómez Álvarez, quien ya fue candidata a ese cargo y perdió ante al actual mandatario del Estado de México. Tendrá la ventaja de manejar una secretaría a partir de la cual sus antecesores se especializaron en el manejo político electoral de los recursos de los programas sociales para llevar agua a sus respectivos molinos políticos.

Norma Rocío Nahle García, actual titular de la Secretaría de Energía, es una fuerte aspirante a la candidatura de Morena al gobierno de Zacatecas para la elección del 2021. La nacida en Río Grande es una ingeniera petroquímica reconocida en el ámbito legislativo. Su desempeño político en el Congreso ha sido destacado. Ha sido senadora y diputada federal, además de coordinadora del grupo parlamentario en la Cámara baja. Se señala es la autora de la actual política energética de la Cuarta Transformación y la dirección actual de Pemex.

Por su juventud, apenas 32 años, Luisa María Alcalde Luján debería tener un gran futuro político. Aunque llegó a la titularidad de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS) de la mano de su madre, Bertha Luján, mencionada como la artífice de la estrategia electoral de la campaña presidencial de Andrés Manuel López Obrador, podría pelear incluso por la candidatura de Morena al gobierno de la Ciudad de México para relevar a Claudia Sheinbaum, pero dependerá de su desempeño al frente de la STPS donde hasta el momento no las ha tenido todas consigo. Se le ha criticado mucho la intervención de su señor padre, Arturo Alcalde, abogado y asesor laboral y sindical, en el manejo de la dependencia, lo cual ha deteriorado su prestigio como joven política y activista a favor de los derechos de los trabajadores mexicanos.

Sin ser integrante del gabinete presidencial, Santiago Nieto, titular de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la SHCP, es un fuerte aspirante a la candidatura de Morena al gobierno de Querétaro. El abogado, académico y jurista, quien estuvo a cargo de la Fiscalía Especializada para la Atención de los Delitos Electorales, de la PGR, tiene perfilado en su futuro político gobernar la entidad donde realizó sus estudios universitarios para obtener el titulo de abogado. Posteriormente, obtuvo el grado de doctor en la UNAM. Su solida formación en derecho electoral lo ha llevado a desempeñar importantes encomiendas en el Consejo de la Judicatura Federal, el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, en el Instituto Federal Electoral del Distrito Federal y en la Fepade, de donde fue despedido al avanzar en la investigación en contra de Emilio Lozoya y al acercarse peligrosamente al círculo cercano al ex presidente Enrique Peña Nieto.

Tal vez el mejor momento de la carrera de Esteban Moctezuma Barragán fue bajo la tutela del ex presidente Ernesto Zedillo Ponce de León, quien lo designó secretario de Desarrollo Social y titular de la Secretaría de Gobernación. Con el gobierno de Andrés Manuel López Obrador regresó a las grandes ligas de la política mexicana como titular de la Secretaría de Educación Pública, pero no se ve tenga tamaños para otra responsabilidad de primer nivel. Siendo oriundo de la Ciudad de México tal vez podría ser considerado como uno de los posibles sucesores de Claudia Sheinbaum en la jefatura de Gobierno de la Ciudad de México, pero no parece ser su ambición política inmediata. Tal vez lo mejor que podría ocurrirle será terminar su actual responsabilidad no siendo cuestionado por los nulos avances registrados en la educación en el país en los últimos meses y regresar a presidir la Fundación Azteca.

Olga Sánchez Cordero parece no tener ni querer un futuro político y todo parece indicar se conformará con hacer un mejor papel al frente de la Secretaría de Gobernación, en donde no sólo ha sido relegada de funciones fundamentales por Marcelo Ebrard, convertido en super secretario al frente de la SRE, sino prácticamente anulada en cuanto al manejo de la política interna del país. La abogada y ex ministra de la SCJN parece no querer, ni poder, desempeñar más cargos públicos. Luis Crescencio Sandoval es originario de Baja California pero al parecer no guarda ambiciones políticas fuera de hacer un papel decoroso al frente de la Secretaría de la Defensa Nacional. Lo mismo sucede con el almirante José Rafael Ojeda Durán, originario de Xalapa, Veracruz, quien se ha centrado en realizar una impecable carrera dentro de la Secretaría de Marina.

Lo mismo sucede con Víctor Manuel Toledo Manzur, un académico y biólogo mexicano dedicado básicamente a la ciencia. Es doctor en ciencias por la UNAM y ha estado más dedicado a la investigación y divulgación científica que a la política, aunque ahora se encuentre a cargo de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales de México (Semarnat). Un caso más en este sentido es la de Graciela Márquez Colín, dado su bajo perfil al frente de la Secretaría de Economía, en donde no ha figurado a pesar del adverso entorno económico en el cual se encuentra atorado el país. La doctora en Historia Económica por la Universidad de Harvard, no parece tener ambiciones políticas de gobernar su entidad natal, la ciudad de México, en donde al interior de Morena, hay muchos tiradores a esa candidatura para relevar a Claudia Sheinbaum.

Víctor Manuel Villalobos Arámbula, actual secretario de Agricultura y Desarrollo Rural, no evidencia ambiciones políticas pues su desempeño ha sido básicamente dentro de la esfera agronómica del país, sin buscar cargos de representación popular. De la Dirección General del Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura, cargo desempeñado desde el 2010 y hasta 2018, fue designado titular de la Sader. Mucho se ha hablado del actual estado de salud de Javier Jiménez Spriú, titular de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), quien tiene 82 años, incluso se llego a mencionar sería intervenido quirúrgicamente, versión desmentida por la SCT. No parece tener mayor ambiciones políticas pues su ámbito básicamente ha sido la ingeniería y no la búsqueda de cargos de elección popular. La cancelación del Nuevo Aeropuerto de la Ciudad de México le atrajo la animadversión del sector empresarial mexicano involucrado en el proyecto.

La titular de la Secretaría de la Función Pública, Irma Eréndira Sandoval, esposa del politólogo John M. Ackerman, parece tener el perfil para ocupar esa responsabilidad a lo largo del sexenio de la llamada Cuarta Transformación y no parece tener ambiciones políticas inmediatas que hagan cambiar el curso de su carrera política. Con 73 años a cuestas, Jorge Carlos Alcocer Varela, actual secretario de Salud, no parece tener mayores ambiciones políticas que concluir su actual responsabilidad con decoro, dadas las carencias en el sector padecidas actualmente. El médico e investigador está más dedicado a la ciencia que a la política. Ramón Guillermo Meyer Falcón, actual titular de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano, no ha evidenciado ambiciones de acceder a cargos de elección popular, pues su interés y desempeño se ha dado dentro de la elaboración de proyectos de desarrollo urbano y económico, particularmente en la Ciudad de México de donde es oriundo. A

Alejandra Frausto Guerrero, actual titular de la Secretaría de Cultura, se ha desempeñado como abogada, promotora y gestora de la cultura mexicana. No registra una trayectoria política y todo parece indicar sus intereses no son los de alcanzar alguna posición de elección popular. El actual titular de la Secretaría de Turismo, Miguel Torruco Marqués, ha centrado su carrera en el ámbito de la hotelería y el turismo y no cuenta con trayectoria política. Su desempeño al frente de la Secretaría de Turismo ha sido cuestionado por los especialistas dados los mediocres resultados alcanzados hasta el momento. No se ve en su futuro inmediato pueda acceder a un cargo de elección popular.

DE LOS PASILLOS

El Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF) desconoce cuántos niños tiene y dónde se ubican. Sólo 9 de cada 32 estados tienen un censo sobre los infantes bajo su tutela en los Centros de Asistencia Social (CAS) del país. La falta de datos claros se debe a no haber lineamientos homologados entre el DIF nacional y los estatales. Esto daña a los niños quienes viven en esas casas hogar pues los pone en riesgo de ser víctimas tanto de delitos como de abusos. Además, el caos burocrático dificulta adoptar niños en México, la mayoría viene de hogares violentos o padres criminales, a quienes no se les puede despojar de la patria potestad sin un largo juicio previo… Al parecer nadie sabe dónde quedó la enorme fortuna atribuida a Joaquín “El Chapo” Guzmán por las autoridades estadounidenses. Aquí, apenas si se pudieron recaudar poco más de 16 millones de pesos por la venta de bienes muebles e inmuebles en la quinta subasta con sentido social, en la cual se ofertaron seis casas del capo sinaloense, de las cuales sólo se vendieron tres. Después de la subasta realizada por el Instituto de Administración de Bienes y Activos, uno se pregunta: ¿tan poco dinero tienen los narcos mexicanos o dónde está su fortuna acumulada? ¿Está ya incorporada a la economía formal?

Lo invitamos a visitar nuestra página www.liliaarellano.com
Esperamos sus comentarios al correo: Lilia_arellano@yahoo.com;
Facebook.com/Liliaarellanooficial – Twitter @Lilia_Arellano1
Disfruta de los programas que tenemos para ti en nuestro canal oficial de
Youtube.com/liliaarellano

Comentarios

comentarios