fbpx

BRUSELAS, 3 de abril (Al Momento Noticias).- En medio de un fuerte dispositivo de seguridad, un avión de Brussels Airline despegó este domingo desde Zaventem, en la capital belga, con destino a la ciudad portuguesa de Faro, en el primer vuelo del aeropuerto bruselense desde los atentados del 22 de marzo.

Foto: AP
Foto: AP

Responsables gubernamentales y personal del aeropuerto marcaron el despegue con un minuto de silencio y aplausos.

“Volvemos a estar en marcha”, aseguró el presidente de Brusels Airport, Arnaud Fesit, antes de abrazar emocionado al presidente de su consejo de administración, Marc Descheemaecker.

Este vuelo se realiza luego de 12 días de los atentados contra el aeropuerto y el metro de Bruselas que dejaron 32 muertos y 340 heridos.

Previamente al despegue, la aeronave recibió los honores de los servicios de bomberos y policía del aeropuerto, apostados a lo largo de la pista.

Por el momento, la zona de salidas, devastada por la doble explosión, se encuentra inhabilitada, por lo que se han instalado tiendas de campaña que permiten registrar a unos 800 pasajeros por hora, un promedio de seis vuelos, un 20 por ciento de la capacidad habitual.

Los controles de seguridad en vehículos, equipaje y pasajeros también han sido reforzados. Militares fuertemente armados vigilaron el ingreso de los pasajeros del avión al aeropuerto de Bruselas, que partió en torno a las 14:00 horas locales (12:00 GMT).

En este primer vuelo, los pasajeros tuvieron que llegar tres horas antes al aeropuerto para documentar y pasar varios filtros y controles de seguridad.

Otros dos vuelos deben despegar este domingo con destino a Atenas y Turín (Italia), las tres naves regresarán por la noche a Bruselas con los primeros pasajeros autorizados a aterrizar desde los atentados.

La dirección del aeropuerto busca que las instalaciones funcionen a pleno rendimiento antes del próximo verano.

El aeropuerto estuvo cerrado para reparar las instalaciones luego de los destrozos generados por las explosiones y para instalar un sistema de seguridad reforzado.

Se calcula que cada día que permaneció cerrado el aeropuerto generó una pérdida de alrededor de cinco millones de dólares.

AMN.MX/dsc

Comentarios

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *