fbpx

CIUDAD DE MÉXICO, 21 de mayo (AlmomentoMX).- José Hernández Lucano ha combinado en los últimos años su trabajo como policía auxiliar con su pasión por la pintura.

Desde hace 15 años encontró en las artes gráficas una nueva faceta de su vida que le ha permitido exponer en varias galerías de arte y salas de cultura de la Ciudad de México y del interior de la República.

Sus obras de gran formato reflejan su pasión por su país, y por reflejar la belleza de los lugares en donde ha estado, así como de las personas que ha conocido.

En los últimos años, ha decidido compartir su pasión por la pintura y ha abierto un taller en la delegación Gustavo A. Madero en donde enseña a niños y jóvenes las diferentes técnicas de la pintura.

Al respecto, señaló que hay mucho talento entre los jóvenes, pero lo que falta son espacios y apoyo de las autoridades para dar a conocer su trabajo.

Reconoció que la pintura es un arte caro y por lo tanto sería indispensable que las autoridades de cultura apoyen a los jóvenes con recursos para poder adquirir los instrumentos que se necesitan.

Los mismo les enseña a usar el carbón, como la acuarela, el óleo y el pastel.

Su trabajo ha traspaso las fronteras de nuestro país y se ha vendido en Japón y países de Centro América.

Indicó que sus principales influencias son Frida Kalo y Diego Rivera porque ellos reflejaban el folklore de nuestro país, algo que a él le gusta mucho reflejar en sus obras.

AM.MX/fm

Comentarios

comentarios