fbpx

CIUDAD DE MÉXICO, 12 de abril (Al Momento Noticias).- Si Estados Unidos continúa apretando su política monetaria se afectaría el tipo de cambio, aumentaría la inflación en nuestro país y por lo tanto, se tendrían que aumentar las tasas de interés en el país, advirtió Agustín Carstens, gobernador del Banco de México (Banxico).

Foto: SinEmbargo
Foto: SinEmbargo

“Tenemos que guardar una posición monetario relativamente fuerte ante Estados Unidos, porque si este país sigue apretando su política monetaria y nosotros no lo hacemos, se podría generar flujo de capital hacia afuera que afectarán al tipo de cambio y eso podría ir alimentando la inflación y a la relación entre el crecimiento observado y el potencial”, apuntó Carstens.

Durante su comparecencia ante la Comisión de Hacienda y Crédito Público del Senado de la República, Carstens indicó que en la medida que la brecha se vaya cerrando, México podría tener mayores presiones inflacionarias, ante lo cual el Banxico podría aumentar sus tasas de interés para consolidar la convergencia eficiente de la inflación en su meta de 3 por ciento.

Consideró que los recortes presupuestarios establecidos por la Secretaría de Hacienda para enfrentar la crisis global como parte de la caída en el precio del petróleo, son suficientes para enfrentar el impacto y con ello poder cumplir el objetivo de crecimiento.

Carstens destacó que para este año se pronostica un crecimiento económico de 2 a 3 por ciento y para 2017 de 2.5 a 3.5 por ciento, en buena medida “reflejando el pobre crecimiento de la economía mundial que ha estado afectando las exportaciones”.

Ante los senadores, el gobernador del Banxico destacó que el motor de la economía se debe a las exportaciones automotrices.

Sin embargo, resaltó que “las exportaciones totales han caído, parte importante han sido generadas por las petroleras, incluso las automotrices han tenido un comportamiento menos favorable, pero ello responde al ciclo económico mundial, que ha afectado a la producción manufacturera”.

Subrayó que el consumo ha crecido en el país; así lo revelan, dijo, las cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) y de la Asociación Nacional de Tiendas de Autoservicio y Departamentales (ANTAD).

El gobernador del Banxico señaló que se han creado más empleo formal, lo que le ha dado más acceso a las familias al crédito, la masa salarial ha crecido y las remesas también en forma muy importante.

Resaltó que el crecimiento de los afiliados al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) “ha sido francamente a una velocidad muy buena, ha venido creciendo más de lo que se reporta en la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE) del INEGI en población ocupada, lo cual quiere decir que personas que estaban ocupadas en el informal han pasado a la formalidad, por ello han crecido los derechohabientes”.

Por otra parte, Carstens prevé que con los remanentes de operación (239 mil 093 millones de pesos) la deuda tendrá un comportamiento más favorable y disminuirá entre 0.8 y 1 por ciento respecto al Producto Interno Bruto (PIB).

“Es adecuado que se utilice para disminuir deuda porque son ingresos no recurrentes. No se puede predecir el tipo de cambio por lo cual es importante que se reduzca la deuda y no se destine en gasto recurrente porque se tendría un desequilibrio más adelante”, consideró el funcionario durante su comparecencia.

AMN.MX/dsc/bhr

Comentarios

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *