fbpx

CIUDAD DE MÉXICO, 8 de febrero (AlmomentoMX).- Por unanimidad el Comité Ejecutivo Nacional del Partido de la Revolución Democrática (CEN-PRD) aprobó el resolutivo propuesto por la Secretaría Nacional de Diversidad Sexual (SNDS), mediante el cual rechaza y desconoce toda acción legislativa de sus representantes populares que violenten los principios básicos de este instituto político sustentados en los ideales de una izquierda progresista.

Ante los integrantes del CEN-PRD, Antonio Medina, secretario nacional de Diversidad Sexual, dio lectura al punto que más tarde sería aprobado, mediante el cual indicó que en los casos que se amerite, el PRD iniciará, basado en el artículo 103 de sus estatutos, el proceso para integrar los expedientes en los que se constaten hechos imputables a las y los legisladores que apoyen posturas contrarias a la línea política del Sol Azteca.

Esto, luego de que en los últimos meses varios legisladores locales del PRD se pronunciaron en sus congresos en contra de temas en los que históricamente este partido político ha tenido una posición libertaria y progresista, tal como ocurrió en noviembre de 2016 cuando Graciela Gaytán Sánchez, Guadalupe Torres, y Sergio Desfassiux, en el Congreso de San Luis Potosí, quienes votaron en contra de modificar los artículos 15, 105 y 133 del Código Familiar de esa entidad para otorgar derechos a las poblaciones LGBTTTI, en particular el reconocimiento jurídico del matrimonio civil igualitario.

El sentido del voto de estos legisladores, aseguró el secretario, reafirmó la histórica exclusión de un sector social y desdeñó los razonamientos constitucionales de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, misma que a través de la jurisprudencia 43/2015, señaló que no existe razón constitucional alguna para que el matrimonio entre personas del mismo sexo no sea reconocido.

Mediante el documento elaborado por la SNDS, el CEN perredista también reprobó las declaraciones “misóginas y homofóbicas” de David Jiménez Rumbo, actual diputado federal y quien en julio de 2014, en su carácter de dirigente estatal del Sol Azteca en Guerrero, aseveró que “el PRD no lucha por lesbianas, homosexuales ni abortistas, porque esos no son principios de la izquierda”.

“Las expresiones de David Jiménez Rumbo contravienen el respeto, la tolerancia y el reconocimiento a la diversidad que el PRD postula en sus documentos básicos, se alejan de los ideales fundamentales de este instituto político, y abiertamente confrontan los principios y el programa de nuestra izquierda”, subrayó Medina Trejo.

En la reunión del CEN-PRD también se abordó el papel desempeñado por la diputada local María Concepción Rodríguez Pérez, en el Congreso de Chiapas en junio de 2016 -cuando los legisladores debatían sobre el matrimonio civil igualitario-, al aseverar que “la estructura familiar debe seguir como pareja heterogénea” y que el matrimonio civil igualitario no debe llamarse así “sino que tenga otra denominación como podría ser ‘bodas igualitarias’, ‘convivencias maritales’, ‘uniones en sociedad conyugal’ entre otras, pero no de matrimonio”.

Para el titular de la SNDS, estas afirmaciones desacataron el sentir de justicia, igualdad y equidad contenido en los documentos básicos del PRD y retan los mandatos de la SCJN. “Los argumentos utilizados por la legisladora son claramente dogmáticos y carecen de bases científicas y legales. Se trata de apreciaciones ideológicas e incongruentes en su papel como representante popular de nuestro partido”.

Por último, se informó que el resolutivo aprobado se publicará y difundirá a través de las páginas electrónicas, sitios web y medios de comunicación con los que el PRD cuenta en los ámbitos nacional y local.

AM.MX/fm

Comentarios

comentarios