Septiembre negro

309

Francisco Medina

CIUDAD DE MÉXICO, 11 de septiembre (AlmomentoMX).- Septiembre ha sido un mes que a lo largo de la historia se ha caracterizado por ser cuando se han escenificado los atentados terroristas más importantes en la historia del Siglo XX y lo que va del XXI, además de algunos desastres y catástrofes naturales como huracanes, ciclones y terremotos.

 

Atentados terroristas

 

En septiembre de 1970, cuatro vuelos con destino a Nueva York y uno a Londres fueron secuestrados simultáneamente por miembros del Frente Popular para la liberación de Palestina.

La Masacre de Múnich u Operación Ikrit y Biraam fue un atentado terrorista ocurrido durante los Juegos Olímpicos de 1972 en Múnich, Baviera, al sur de Alemania Occidental, cuando once miembros del equipo olímpico israelí fueron tomados rehenes y asesinados por un comando del grupo terrorista Septiembre Negro, una facción de la Organización para la Liberación de Palestina, entonces liderada por Yasir Arafat. Poco después del comienzo de la crisis, los miembros del comando demandaron la liberación de 234 prisioneros alojados en cárceles israelíes, como también la liberación de los fundadores de la Fracción del Ejército Rojo, Andreas Baader y Ulrike Meinhof, encarcelados en Alemania.

Los atacantes, que contaron con asistencia logística de grupos alemanes neonazis, asesinaron a once atletas y entrenadores israelíes y a un oficial de la policía de Alemania Occidental. Cinco de los ocho miembros de Septiembre Negro resultaron muertos por la policía durante el fallido intento de rescate de los rehenes. Los tres secuestradores que sobrevivieron fueron detenidos, pero liberados tan solo 53 días después, tras el secuestro de un avión de Lufthansa. Israel respondió a los asesinatos organizando las operaciones Primavera de Juventud y Cólera de Dios, con el objetivo de castigar colectivamente a todos los responsables de la masacre.

El atentado de la Cafetería Rolando, también conocido como atentado de la calle del Correo, fue un atentado terrorista cometido el 13 de septiembre de 1974 por la banda terrorista ETA-V Asamblea en una cafetería abierta al público situada en el centro de Madrid (España). Causó un total de trece muertos y varias decenas de heridos.

El atentado tuvo diversas implicaciones políticas: contribuyó a frenar el tímido aperturismo del Gobierno franquista de Arias Navarro; salpicó al opositor Partido Comunista de España, que fue acusado de colaboración con el terrorismo; marcó definitivamente a ETA como una organización terrorista y agravó su preexistente división interna que conduciría poco después a la escisión de la llamada ETA militar. ETA-V no llegó a reivindicar la autoría del atentado e, incluso, afirmó que había sido cometido por grupos de extrema derecha próximos al régimen de Franco. Los autores nunca llegaron a ser juzgados y se beneficiaron totalmente de la amnistía concedida en 1977.

El Bombazo de Dellys ocurrió el 8 de septiembre de 2007, donde 37 personas murieron en el acto y otras 47 resultaron heridas, cuando un coche bomba, atacó a la marina argelina en la ciudad de Dellys, Argelia, a unos 100 Km al E de Argel. El acto fue protagonizado por 2 hombres, los cuales murieron instantáneamente. Al Qaida del Magreb Islámico se adjudicó el ataque suicida.

El asalto al consulado estadounidense en Bengasi se produjo el 11 de septiembre de 2012 en esa ciudad del este de Libia. Los combates provocaron la muerte de cuatro estadounidenses, entre ellos la del embajador estadounidense en el país magrebí, Christopher Stevens, así como la de varios soldados y funcionarios.

El 21 de septiembre de 2013, entre 10 y 15 hombres armados atacaron el exclusivo centro comercial Nakumatt Westgate, disparando indiscriminadamente contra los civiles que se encontraban en el mismo y reteniendo como rehenes a un número de los mismos. Como resultado de este ataque y de la posterior operación de rescate, resultaron finalmente muertas al menos 72 personas, incluyendo 61 civiles, 6 soldados del ejército keniano y 5 de los atacantes, dejando también heridas a entre 175 y 200 personas más en un tiroteo masivo en Nairobi, capital y principal ciudad de Kenia.

El ataque fue reivindicado por la milicia somalí islamista Al-Shabbaab en represalia por la Operación Linda Nchi.

El 17 de septiembre de 2016, se produjo una explosión en el barrio de Chelsea de Manhattan, en la ciudad estadounidense de Nueva York. Un total de al menos 29 personas resultaron heridas, 24 de las cuales tuvieron que ser hospitalizadas. Los oficiales investigadores creen que la causa era una bomba casera. Un segundo dispositivo de este tipo fue descubierto por las autoridades a cuatro manzanas de distancia.

Algo más tarde, el mismo 17 de septiembre, a las 9:30 AM, otra bomba de fabricación casera explotó en un contenedor de basura en Ocean Avenue en Seaside Park, Nueva Jersey. A última hora del 18 de septiembre de 2016, múltiples bombas fueron descubiertas dentro de un paquete sospechoso en una estación de Elizabeth, Nueva Jersey. Una de estas bombas fue detonada durante la investigación policial. Ninguno de los incidentes causó ningún lesionado.

El 19 de septiembre, el FBI identificó a un sospechoso, Ahmad Khan Rahami, como autor de todos los incidentes. Fue capturado horas más tarde en Linden, Nueva Jersey, después de un tiroteo.

 

Desastres y catástrofes naturales

 

El Huracán Galveston tuvo lugar en Texas, Estados Unidos, el 8 de septiembre del año 1900. Se estima que alcanzó vientos de 217 km/h , con una categoría 4 en la escala Saffir-Simpson. Causó grandes pérdidas en vidas humanas, que se calculan entre 6.000 y 12.000 personas. La cifra de los informes oficiales es 8.000, el 20% de la población total de la isla en aquella época, situando a este huracán en el tercer puesto en número de muertos de los huracanes del Atlántico, por detrás del Gran Huracán de 1780 y el Huracán Mitch de 1998. En 1900 aún no se había puesto en práctica asignar al huracán un nombre de una lista, en la que se establecen los nombres de los huracanes de cada año en períodos de 6 años, por eso al huracán Galveston también se le conoce con otros nombres, como el Gran Huracán Galveston o la Inundación Galveston y, de manera local, como La Gran Tormenta o la Tormenta de 1900.

El Gran terremoto de Kanto azotó la región de Kanto en la isla japonesa de Honshu a las 11:58 del 1 de septiembre de 1923. El sismo tuvo una magnitud de 7.8 grados en la escala de Richter. Destruyó la ciudad portuaria de Yokohama así como las prefecturas vecinas de Chiba, Kanagawa, Shizuoka y Tokio. De acuerdo a las fuentes más confiables, al menos 105.385 personas murieron y otras 37.000 quedaron desaparecidas, posiblemente muertas. Muchas de las víctimas provienen de los 88 incendios que ocurrieron de manera separada y que se extendieron rápidamente debido a los fuertes vientos de un tifón cerca de la península de Noto. En varios lugares, fueron observadas tormentas de fuego, la más grande se cobró al menos 30.000 vidas en el Rikugun Honjo Hifukusho. El fuego duró dos días hasta la mañana del 3 de septiembre.

19 septiembre 1985. México DF: 10.000 muertos, según fuentes oficiales, y 45.000, según la Coordinadora Unica de Damnificados, en el terremoto de 8,1 grados en la escala de Richter. Un tercio de los edificios del centro urbano quedaron destruidos.

El Huracán Gilbert, conocido también como huracán Gilberto, Huracán del Siglo (XX), y en Cuba como El Huracán Asesino, es otro de los huracanes registrados más devastadores que ha conocido la vertiente atlántica. Este ciclón golpeó durante 9 días el Caribe y el Golfo de México en septiembre de 1988.

Gilbert se formó el 8 de septiembre de 1988 cerca de las Islas de Barlovento. Se convirtió en tormenta tropical  al desplazarse sobre aguas cálidas del Caribe. Se intensificó hasta convertirse en un huracán importante el día 10 de septiembre y tocó tierra por primera vez en Jamaica, siendo ya un huracán de categoría 4 en la escala de Saffir-Simpson, con unos vientos de 240 Km/h (149 millas por hora). Mientras se alejaba de Jamaica, el huracán Gilbert se intensificó y se convirtió en huracán de categoría 5 cuando atravesaba Gran Caimán. Gilbert siguió empeorando hasta alcanzar unos vientos de 296 Km/h y una presión mínima de 888 milibares, que era la más baja registrada hasta ese momento.

El Huracán Gilbert o Gilberto fue uno de los ciclones tropicales más intensos, devastadores y mortíferos registrados en el océano Atlántico durante el siglo XX por la Organización Meteorológica Mundial. En septiembre de 1988, Gilberto asoló el Caribe y el golfo de México por cerca de nueve días. En México se le conoce como el Huracán del Siglo XX y en Cuba como El Huracán Asesino. Gilbert provocó en total 318 muertes: 202 en México, 45 en Jamaica, 30 en Haití, 12 en Guatemala, 5 en Venezuela y la República Dominicana, 3 en Estados Unidos y 2 en Costa Rica y Nicaragua. No se tiene una cifra exacta del daño total causado por Gilbert, pero se estima que el total para todos los territorios afectados sería de 5.000 millones de dólares (de 1988).

El 1 septiembre 1992 en la Costa del Pacífico de Nicaragua se registra un sismos de 7.2 grados en la escala de Richter con un saldo de casi 300 muertos, afectó sobre todo a la ciudad costera de El Tránsito.

El 30 septiembre 1999, en el estado de Oaxaca se registra un sismo de 7.4 grados en la escala de Richter, dejando 39 muertos, medio centenar de heridos y 250 mil damnificados.

EL 22 septiembre 2003 en la República Dominicana se registra un terremoto de 6.5 grados en la escala abierta de Ritcher causa en el norte tres muertos y daños en varios edificios.

El 25 septiembre 2005, en Perú se registra u sismo de siete grados Richter. Sacude el noroeste de Perú, causando cinco muertos, 70 heridos y 2 mil 500 damnificados en la región de Moyabamba. La “selva alta” peruana está enclavada en una falla geológica en la parte oriental de la Cordillera Azul de los Andes.

En septiembre de 2009, un terremoto de 8.0 desencadena maremotos de hasta 12 metros y mata a 194 en el Pacífico Sur, incluso 34 en Samoa estadounidense.

En septiembre de 2007, un temblor de magnitud 7.8 sacude la isla de Sumatra, provoca alertas regionales de maremoto y daña veintenas de edificios. Tambien en ese mismo mes y año se registra un terremoto medido en 8.4 cerca de Sumatra provoca una ola que se abate sobre la ciudad costera de Padang. El fenómeno mata a por lo menos 25 personas y lastima a unas 50.

En septiembre de 2017, el terremoto que sacudió la Ciudad de México y algunos estados del sur del país tuvo una intensidad de 8.2 grados en escala de Richter, se trata del sismo de mayor intensidad que ha sufrido México en los últimos 100 años, incluso mayor que el de septiembre de 1985, el más devastador en la historia de la capital. Hasta este lunes 11 de septiembre, el número oficial de víctimas mortales había ascendido a 96, aunque podría seguir haciéndolo. La mayoría son de Oaxaca, 76, luego, Chiapas, con 16 y Tabasco, con cuatro.

Hay cientos de miles de afectados en los tres estados, sobre todo en Chiapas y Oaxaca. Este domingo, el gobernador de Oaxaca, Alejandro Murat, informaba de que sólo en el istmo de Tehuantepec, la zona más castigada por el temblor, había 800.000 damnificados. 12.000 viviendas se han caído o han sufrido desperfectos en Oaxaca y más de 40.000 en Chiapas. En muchas ciudades del país, organismos públicos, asociaciones de vecinos, sindicatos y particulares han organizado centros de acopio para recoger agua, comida, colchonetas y otros víveres y llevarlos al sur.

El 5 de septiembre el huracán dejó más de 50 fallecidos y unos daños en Texas y Luisiana que superan los 150 mil millones de euros. Solo en Texas, el número de personas que tuvieron que ser rescatadas asciende a 30.000, mientras que superan el millón los ciudadanos que tuvieron que abandonar su casa, alertados por las autoridades. Son ya más de 311.000 las personas damnificadas que han pedido formalmente ayuda económica al Gobierno.

El 10 de septiembre, Tras impactar furiosamente en los cayos de Florida, en Estados Unidos, el ojo del huracán Irma sigue avanzando de manera implacable por el oeste del estado, donde ya empieza a tocar tierra firme.

Los primeros impactos han recibido vientos de hasta 209km/h y se esperan marejadas de hasta 4,5 metros de altura, impulsadas por la fuerza de la tormenta.

Más de dos millones de personas están sin energía en Florida. Poderosos vientos han azotado los cayos del sur, y los servicios de emergencia en Miami, la mayor ciudad del estado, fueron suspendidos.

 

La teoría de una conspiración

 

A 17 años de los atentados que terminaron con la vida de casi tres mil personas en Nueva York, Washington y Pensilvania, Discovery hace un repaso por las teorías de conspiración que desde entonces cobran fuerza cuestionando las versiones oficiales.

De acuerdo con Discovery, los misterios no resueltos acerca de lo que ocurrió el 11 de septiembre de 2001 son analizados en la serie “The Conspiracy Files”, donde se busca obtener nuevas respuestas sobre el sorpresivo derrumbe de la Torre 7, la acción tardía de las fuerzas militares y la muerte de Osama Bin Laden, entre otros temas que podrían develar desde impericia hasta un ataque interno de los Estados Unidos para invadir Irak.

Si bien el gobierno de Estados Unidos refutó la mayoría de las hipótesis a través de informes oficiales, aún un 15 por ciento de los estadounidenses están convencidos de que George W. Bush y otras autoridades estuvieron involucrados en los ataques.

La intervención militar en Irak ha sido uno de los objetivos políticos de Estados Unidos durante 16 años para  tomar el control en zonas petroleras y asegurar el abastecimiento energético de su país, sin importar las muertes.

Fue un pretexto usado por el Gobierno de los Estados Unidos, entonces presidido por George W. Bush, tras el ataque contra las Torres Gemelas el 11 septiembre de 2001, para lanzar la operación de “lucha contra el terrorismo” que resultó en una guerra civil.

Bush hizo ver a sus aliados occidentales que debían unirse por “la salvación de la civilización” y bajo este argumento propuso organizar ataques masivos en la nación.

Primero enfocó sus políticas de dominación en Afganistán, alegaba que allí se escondía Osama Bin Laden, a quien acusó de perpetrar el atentado del 11-S con el apoyo de la red Al Qaeda.

El 7 de octubre de 2001 autoriza la Operación “Libertad Duradera” del ejército estadounidense, que junto a las tropas británicas de la “Operación Herrick”’ tomaron el país asiático. Esta justificación denominada por él: “Guerra contra el terrorismo” fue el impulso para ejercer la dominación en el mundo.

El resultado de la intervención: más de 150 mil muertes violentas de 400 mil ocasionadas por la guerra, de acuerdo con el Ministerio de Salud iraquí; mientras que el periódico Lancet, reportó 601 mil 027 muertes violentas y Opinion Research Business, un millón de muertes.

Sin embargo, aún existen muchas teorías en relación a lo que sucedió ese 11 de septiembre.

El derrumbe de las torres: ¿Demoliciones controladas?

Algunos de los que cuestionan las versiones oficiales sostienen que los edificios del World Trade Center fueron demolidos por explosivos y no por el impacto de un Boeing 767. Esto es lo que explica el episodio 9/11 de The Conspiracy Files, donde se reúnen relatos de testigos y expertos que ponen en duda la veracidad de los informes del gobierno.

Sucede que, de acuerdo a ingenieros y arquitectos, el diseño y la estructura de las torres –compuestas por 47 pilares internos- hacían imposible el derrumbe inmediato y total provocado por un impacto aéreo.

Los teóricos de la conspiración sostienen que las construcciones se convirtieron enseguida en humo y polvo como respuesta a una demolición controlada, tal y como habría ocurrido con el edificio 7. El enigmático derrumbe de esta estructura es relatado en el segundo episodio del documental, llamado 9/11- The Third Tower.

Con 204 metros de altura, el edificio no sufrió ningún tipo de impacto pero se derrumbó siete horas después que las torres gemelas .Los informes oficiales explicaron que la destrucción fue provocada por los incendios descontrolados en las inmediaciones, aunque los críticos siguen sosteniendo que no hay evidencia científica para ello: hasta el momento, nunca un rascacielos de acero había colapsado a causa de un incendio.

El ataque al Pentágono y la teoría del misil

Pasadas nueve y media de la mañana del 11 de septiembre, el vuelo 77 de American Airlines se estrelló contra el Pentágono, dejando 189 muertos. Sin embargo, al poco tiempo comenzaron a circular nuevas versiones de los hechos, entre ellas la que habla del impacto de un misil.

El periodista francés Thierry Meyssan, afirmó en su investigación La gran impostura que el agujero provocado en el edificio es mucho más pequeño al que podría ocasionar un avión, además de no encontrarse restos de la nave. El problema es que las imágenes mostradas por la Casa Blanca no son nítidas ni aclaran qué fue lo que impactó contra el Pentágono, cosechando aún más dudas y polémica. De acuerdo a Meyssan, el vuelo 77 fue derrumbado previamente y el atentado contra la construcción se realizó a través de un misil lanzado por el propio gobierno.

Sus afirmaciones fueron cuestionadas por otros teóricos de la conspiración, como el ingeniero Jim Hoffman. Cuando finalmente se confirmó que la colisión se produjo por un avión comercial, las teorías comenzaron a girar en torno a la presencia de un piloto del Pentágono en lugar de al-Qaeda. Estas controversias tienen que ver con el misterioso hecho de que la nave no fue interceptada a tiempo por la fuerza aérea nacional.

Los vínculos Bin Laden-Bush

El episodio Osama Bin Laden- Dead o Alive? examina qué fue lo que sucedió con el hombre más buscado del mundo desde el origen de los atentados hasta la actualidad. Algunas teorías, sostienen que el terrorista tenía vinculaciones previas con agentes de la CIA y el propio George Bush, con quien lo unía un negocio familiar.

Cuando en 2011 el gobierno nacional dio a conocer la noticia de la captura y muerte del fundador de al-Qaeda, comenzaron a circular hipótesis diferentes a las de la administración de Obama. Entre ellas se desprende la posibilidad de que Bin Laden aún siga con vida o haya muerto mucho antes de la fecha señalada: el no haberse difundido videos o precipitar inmediatamente el cuerpo al mar generan dudas sobre su verdadero destino. Algunos ‘deathers’ –como se llama a los que cuestionan la muerte del líder-,explican, que la versión oficial busca fomentar la militarización de América y reafirmar su política exterior.

El vuelo de Boston con destino a San Francisco fue el único de los cuatro secuestrados que ese día no llegó a destino: en lugar de impactar contra el Capitolio, cayó en un campo abierto en Shanksville, Pensilvania. Si bien la versión oficial sostiene que la colisión fue evitada por los propios pasajeros que buscaron reducir a los secuestradores y tomar el control del avión, otras hipótesis afirman que fue derribado por los cazas de Estados Unidos.

También circulan versiones alternativas sobre el rol ejercido por las fuerzas de seguridad del país. Ante la pregunta de por qué no intervinieron para interceptar ningún avión, la teoría oficial habla de incompetencia e incumplimiento de las obligaciones. Sin embargo, algunos críticos aún sostienen que el entonces vicepresidente, Dick Cheney, ordenó a los militares retirarse sin que realizaran ninguna intervención.

¿Conocías estas teorías de conspiración?, ¿qué opinas sobre el tema? No te pierdas más datos asombrosos sobre el 11-S y otros hechos que marcaron la historia en los próximos episodios de The Conspiracy Files.

AM.MX/fm

Comentarios

comentarios